Aparece una segunda ballena muerta en la playa del Asperillo

La playa está situada entre Matalascañas y Mazagón, y ha sido encontrada por Agentes de Medio Ambiente de la Junta

ballena yubarta Doñana

Ballena yubarta varada en las playas de Doñana.

Una ballena yubarta o jorobada de unos 9,5 metros de longitud ha sido encontrada muerta en la tarde de este lunes en la playa del Asperillo, en el Espacio Natural de Doñana, entre Matalascañas y Mazagón.

Se trata del segundo varamiento de ballena registrado en la costa onubense en menos de una semana, después de la aparición de un ballenato el pasado 11 de mayo en la playa ayamontina de Punta del Moral, que finalmente murió tras ser devuelto al mar y cuyo cadáver apareció este pasado lunes en la playa del Espigón de Huelva capital.

Según han informado desde la Delegación de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio en Huelva, esta segunda ballena, que podría llevar varios días fallecida, ha sido hallada por agentes de medio ambiente.

ENTERRAMIENTO DE LA APARECIDA EN LA PLAYA DEL ESPIGÓN

El Ayuntamiento de Huelva ha procedido durante la tarde de este martes al enterramiento del cadáver de ballena devuelto por el mar a la Playa del Espigón. Desde las 16.30 horas se trabaja, bajo la supervisión de la Delegación de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía en Huelva y en la zona de la playa estipulada por los técnicos, para habilitar un hoyo de 8,5 metros de largo, por 2 metros de ancho y casi tres de profundidad. El objetivo, como ha prescrito la Junta de Andalucía, es que sobre el cadáver, quede una capa de tierra superior a un metro. Tras enterrar la ballena, se han realizado labores de limpieza y movimiento de tierras.  Dos excavadoras del Servicio Municipal de Limpieza, además de una cuadrilla operarios, han trabajado de urgencia con el objetivo de devolver la normalidad del paisaje lo antes posible. Asimismo, mañana por la mañana, técnicos de la Concejalía de Medio Ambiente, procederán a la desinfección de la zona.

Se trata del ejemplar de rorcual aliblanco juvenil, de 8 metros de longitud y unos 3.000 kilos de peso, que falleció en Ayamonte el pasado miércoles, tras pasar varias horas varada en la orilla e intentar por tres veces salir al mar para morir al golpearse contra el muro del espigón.

El cadáver permaneció en el agua, a la espera de que la marea lo sacara de nuevo a la orilla ayamontina, algo que finalmente sucedió en la playa del Espigón de la capital.

El 112 alertó al Ayuntamiento de Huelva, a través de la Policía Local, de la presencia de la ballena en el término municipal onubense ayer lunes, a las 13.02 horas. Desde entonces, el Ayuntamiento de Huelva se ha hecho cargo de la situación, coordinando todas las actuaciones con la Delegación de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía en Huelva.

Siguiendo las recomendaciones de Medio Ambiente, se barajó en un primer momento, el traslado del cadáver al centro autorizado para el tratamiento de este tipo de inertes más próximo, ubicado en Málaga. Sin embargo, finalmente y debido a la agresividad y demora de esta opción, que suponía trocear al animal muerto para facilitar su transporte en un camión estanco autorizado, el Ayuntamiento de Huelva ha decidido optar por la alternativa del enterramiento.

REACCIONES

MESA DE LA RÍA

Tras la aparición de un segundo ejemplar de ballena encontrado muerto en la playa del Asperillo, Mesa de la Ría ha denunciado que las autoridades “no están siguiendo los protocolos de varamientos“.

El colectivo ciudadano insta a la Junta de Andalucía a que realicen una necropsia, “tal y como exigen todos los protocolos”, que sirva para identificar las causas que han producido los dos últimos varamientos de ballenas en las costas onubenses, a los que se suma un reciente varamiento en la playa de Atlaterra de Tarifa (Cádiz).

Desde Mesa de la Ría solicitan que se estudien “expresamente” posibles causas de origen humano “como las recientes maniobras realizadas por el ejercito español conjuntamente con el ejercito marroquí, denominadas MAES-16 entre los días 4 a 12 de mayo, así como las operaciones de extracción de gas, o la probable inyección que las instalaciones Poseidón de la empresa Repsol vienen realizando desde hace años en la Costas de Doñana sin evaluación de impacto ambiental”, hecho denunciado por el colectivo ante la Comisón Europea y la Defensora del Pueblo Español.

Para finalizar, la formación ecologista “lamenta” que la cría de ballena encontrada en Ayamonte, tras un intento de salvamento en el que los ciudadanos colaboraron ejemplarmente, “fuese dejada a la deriva por las autoridades”, motivo por el  que ahora se encuentra a 40 kilómetros del lugar donde varó, abandonada en avanzado estado de descomposición en la playa del Espigón de la capital onubense.

 

One Response to Aparece una segunda ballena muerta en la playa del Asperillo

  1. Pingback: Hallada muerta una cría de ballena en Huelva, el cuarto cetáceo varado en una semana en la costa (Andalucía, España) | Las noticias del océano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *