Otra detención, y ya van cuatro, por los robos en Cartaya

El alcalde de Cartaya, el independiente Juan Miguel Polo, ha informado este viernes al pleno del Ayuntamiento de la localidad, de la detención, durante esta madrugada, de una cuarta persona presuntamente vinculada con los últimos robos acaecidos en el municipio.

Se trata de una nueva operación policial que en esta ocasión ha corrido a cargo de la Policía Local de la localidad, y que, según informó el primer edil, “rápidamente ha puesto a este ciudadano, vecino de la localidad, a disposición de la Guardia Civil, que ya ha realizado otras tres detenciones anteriores en una semana”, ha informado el Consistorio en una nota.

Todo ello, ha destacado Polo al pleno, “pone en evidencia que, desde el primer momento se han puesto por parte de las administraciones todos los medios a nuestra disposición para detener a las personas responsables de estos robos”, indicando además que “los profesionales están trabajando desde el principio, como lo hacen siempre, e incluso intensificando los medios cuando ha sido necesario”.

A su vez, ha remarcado que tanto la Guardia Civil como la Policía Local “están colaborando en las investigaciones y se están coordinando para intentar encontrar y detener a los responsables, algo que lamentablemente tampoco puede concretarse en un día, y que es fruto un trabajo continuado que, me consta, se está haciendo desde el primer momento”.

En esta línea, ha trasladado al pleno los datos que desde el primer momento les ha facilitado tanto la Guardia Civil, como la Policía Local y la Guardería Rural, y que señalan que Cartaya está por debajo de la media de delitos de los últimos años, y por debajo de los que se producen en los municipios del entorno.

Polo ha hecho un llamamiento a la responsabilidad para no utilizar como “arma política un tema tan importante y tan sensible como la seguridad ciudadana” porque, ha añadido, el trabajo de los profesionales se ha desarrollado desde el primer momento con “la celeridad y prudencia con la que debe desarrollarse, y el bombo que se le ha dado, a veces de forma interesada, no juega para nada a favor de los intereses económicos y turísticos del municipio y no hace otra cosa que entorpecer el trabajo policial”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *