Tomás Rodríguez, nuevo director del Ciqso de la UHU

Tomas Dtor CIQSO

El profesor Tomás Rodríguez Bederrain ha sido nombrado nuevo director del Centro de Investigación en Química Sostenible (Ciqso) de la Universidad de Huelva, sustituyendo en el cargo al Prof. Pedro J. Pérez Romero. El centro, que tiene su sede en el edificio Robert H. Grubbs del campus de El Carmen, fue inaugurado en el año 2012 por el Premio Nobel de Química que le da su nombre.

Pregunta.- ¿Qué es el Ciqso y cuáles son sus objetivos?

Respuesta.- El Ciqso es un centro creado con el objetivo de generar y transferir conocimiento sobre la investigación en Química Sostenible. Ha sido financiado por programas externos de la Universidad de Huelva, gracias al apoyo de la Junta de Andalucía y el Gobierno de España. Por ello, desde su puesta en marcha se ha trabajado intensamente para que la inversión que se ha aportado para su funcionamiento se devuelva a la sociedad. En la actualidad, este organismo está compuesto por cuatro grupos de investigación: Laboratorio de Catálisis Homogénea, la Unidad de Contaminación Atmosférica, el Laboratorio de Síntesis y Fotoquímica Orgánica y  el Laboratorio de Simulación Molecular y Química Computacional.

P.- ¿Qué actividad desarrolla cada uno de ellos?

R.- El Laboratorio de Catálisis Homogénea, dirigido por el Prof. Pedro J. Pérez, se dedica, entre otras líneas de investigación, al desarrollo de nuevos sistemas catalíticos que permitan la conversión de hidrocarburos en compuestos de alto valor añadido. La Unidad de Contaminación Atmosférica, dirigida por el Prof. Jesús de la Rosa, que lleva a cabo la monitorización del aire analizando más de 65 componentes inorgánicos y elementos, a través de una red de cabinas distribuidas por toda Andalucía. El Laboratorio de Síntesis y Fotoquímica Orgánica, liderado por el Prof. Uwe Pischel, desarrolla el diseño de interruptores moleculares y supramoleculares fotoactivables, con el objetivo de establecer nuevos sistemas capaces de procesar información, con la meta futura de desarrollar unidades estructurales para computación molecular. Y, por último, el Laboratorio de Simulación Molecular y Química Computacional, que se incorporó el año pasado, dirigido por Felipe J. Blas, está dedicado a la aplicación, desarrollo y extensión de las técnicas de modelado molecular para entender el comportamiento termodinámico.

P.- ¿Qué balance hace de su productividad y trayectoria?

R.- La trayectoria que ha seguido el centro es muy positiva Tras seis años desde su creación, se puede asegurar que el Ciqso es un centro bien consolidado, gracias al esfuerzo de los investigadores que lo constituyen y a la excelente tarea realizada por el equipo de dirección anterior. A lo largo de este se ha ido aumentando la productividad, tanto en cantidad como en calidad. Fruto de ello, los grupos que lo integran han visto refrendada la confianza en sus capacidades mediante la consecución de proyectos del Plan Estatal de I+D por un valor superior al millón de euros. Asimismo, se ha adquirido recientemente nueva instrumentación científica gracias a subvenciones obtenidas en convocatorias públicas competitivas, que formarán parte de los Servicios de Instrumentación Científica (Sic-Ciqso).

P.- ¿Qué relación existe con las empresas?

R.- Desde la puesta en marcha del Ciqso se han establecido colaboraciones con empresas de nuestra provincia y de fuera de ella, lo que redunda en beneficio de la sociedad en general y de la propia Universidad, que se enriquece con nuevos conocimientos y aportaciones. En este sentido, cabe subrayar que los Servicios de Instrumentación Científica del Centro de Investigación en Química Sostenible de la Universidad de Huelva se han creado con el objeto de proporcionar el acceso a diversas técnicas instrumentales del ámbito químico a investigadores del propio Centro, de la Universidad de Huelva o de otros centros de investigación y entidades, públicas o privadas, que así lo soliciten. Éstas se componen, junto a otros recursos, de las siguientes Unidades: Unidad de Nitrógeno líquido, Unidad de Resonancia Magnética Nuclear y Unidad de Análisis Químico.

P.- El Ciqso, ¿es sólo un espacio para la investigación?

R.- Uno de los aspectos más importantes de la investigación es la transmisión de los resultados y de los conocimientos. Por ello, cabe destacar la organización de seminarios, impartidos tanto por investigadores de centros externos a la Universidad de Huelva como por aquellos pertenecientes a la institución con el objetivo de promover el intercambio de experiencias y conocimientos científicos. Queremos, en este sentido, que nuestro Centro se convierta en un referente tanto dentro de nuestra Universidad como fuera de ella.

P.- ¿Cuáles van a ser sus líneas de actuación futuras?

R.- Desde la nueva dirección del Ciqso se pretenden abordar líneas de actuación que supongan, en buena medida, una continuación y consolidación de las que ya se habían venido realizando. Por ejemplo, como resultado del nivel de exigencia que se marcan los grupos que integran el centro, se llevará a cabo la creación de un comité asesor externo para hacer balance de estos seis años de vida, con el objetivo de detectar las fortalezas y debilidades del Centro. Del mismo modo, se continuará impulsando la sinergia entre los grupos, pues la estructura del Ciqso facilita la transversalidad de la actividad investigadora de los mismos. Otra de las metas es la de continuar dando visibilidad a los trabajos de investigación desarrollados, actividad que se materializa mediante la confección de la Memoria Anual del Centro, mantener la periodicidad de los Boletines (Newsletters), así como la divulgación en los medios de comunicación. Toda la información sobre el Centro se puede encontrar en su página Web.

P.- ¿Con qué personal cuenta este centro?

R.- La plantilla del centro está compuesta por unos 30 investigadores, entre profesorado, investigadores postdoctorales y técnicos de apoyo.

Tomás Rodríguez Belderrain se doctoró en Química en 1994 por la Universidad de Sevilla, bajo la dirección del Prof. Ernesto Carmona. Continuó su formación científica con una estancia postdoctoral en el grupo del Prof. Claudio Bianchini (1995) en Florencia, Italia, y, posteriormente, otra en Caltech, Pasadena, EEUU (1996-97), bajo la supervisión del Prof. Robert H. Grubbs. A finales de 1997 se incorporó a la Universidad de Huelva, donde consiguió la plaza de profesor titular en el año 2000. En la actualidad es catedrático de Universidad desde marzo de 2011. Desde su incorporación a la UHU ha formado parte del Grupo de Investigación “Laboratorio de Catálisis Homogénea”, liderado por el Prof. Pedro J. Pérez. Sus líneas de investigación actuales se centran en el estudio de procesos de formación de enlaces carbono-carbono mediante reacciones de acoplamiento cruzado y de activación de dinitrógeno y dióxido de carbono catalizados por complejos de metales de transición.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *