Llevan ante la Inspección de Trabajo los despidos en el Ayuntamiento de Higuera

El sindicato CSIF, a través de su Asesoría Jurídica, ha llevado ante la Inspección de Trabajo y Seguridad Social de Huelva las irregularidades que está organización ha detectado en los diferentes procesos de despidos y modificaciones de contratos del personal laboral en el Ayuntamiento de Higuera de la Sierra. La central sindical considera que “hay elementos suficientes para que la Inspección investigue para dictaminar si hay anomalías o infracciones legales con el objetivo de subsanar las consecuencias para los trabajadores que han perdido su puesto de trabajo o han visto alteradas sus condiciones laborales”.

CSIF expone en su denuncia que el consistorio he llevado a cabo los despidos “sin seguir el procedimiento establecido y sin causas legales que los amparen” y asegura que el Equipo de Gobierno ha desatendido “de forma sistemática” las peticiones de información de los delegados de personal negándose, además, a la negociación a la que está obligado el Ayuntamiento cuando se modifican las condiciones de trabajo de los empleados públicos.

El sindicato ha informado a la Inspección de que el consistorio ha ocultado expedientes administrativos públicos y se ha negado a facilitarle datos sobre los presupuestos municipales, la auditoría realizada el año pasado, las reubicaciones de personal y la eliminación de puestos de trabajo así como contrataciones y sustituciones realizadas después de haber aprobado los despidos. Esto último, según CSIF, “nos resulta cuanto menos extraño pues se ha despedido a varios empleados y posteriormente se ha procedido a contratar a otro personal. Por este motivo, hemos puesto estos hechos en conocimiento de la Inspección de Trabajo”. A la organización también le resulta llamativo que el Ayuntamiento no facilite información sobre las causas económicas que esgrimió en su momento para justiciar los despidos.

Por otra parte, la central sindical expone en su denuncia que se ha impedido la negociación colectiva (recogida en el Estatuto Básico del Empleado Público) y se ha obviado a los delegados de personal cuando lo estipulado legalmente es que cualquier modificación de las condiciones de trabajo debe someterse a diálogo informando a los representantes legales de los trabajadores, sin poder argumentar en estos casos “la potestad autoorganizativa” de la Administración.

Por todo ello, CSIF espera una pronta resolución de la Inspección de Trabajo para que, si lo considera, se subsanen las consecuencias de las decisiones irregulares tomadas tanto en el proceso de despidos de trabajadores laborales como en los cambios realizados en los contratos de los empleados municipales del Ayuntamiento de Higuera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *