Junta de Andalucía

El director del IAAP clausura en La Rábida el curso de preparación para la jubilación

Durante tres días más de 40 alumnos han participado en talleres de cara tener un envejecimiento activo y saludable

Clausura del Curso de preparación para la jubilaciónDel 20 al 22 de junio se han celebrado en el Campus de La Rábida de la Universidad Internacional de Andalucía un “Curso de preparación para la jubilación en la Administración Andaluza”, organizado por el Instituto Andaluz de Administraciones Públicas (IAAP), destinado a personal de la Administración, que durante el 2016 se han jubilado o están en proceso de hacerlo.

Un total de 40 alumnos han participado en este curso  al frente de los cuales han estado Federico Alonso Trujillo, médico, técnico de valoración de la Dependencia e Inmaculada Asensio Fernández, trabajadora social. El curso ha tendido como objetivo preparar a las personas para asumir positivamente los cambios que de la jubilación se derivan, tomando conciencia de la oportunidad de crecimiento personal que puede significar y la necesidad de prepararse para un envejecimiento activo y saludable.

En el acto de clausura ha participado José María Sánchez Bursón, director del IAAP (Instituto Andaluz de Administración Pública) para quién de alguna manera es el reconocimiento a aquéllas personas, que han venido prestando servicios durante 35 o 40 años en los servicios públicos andaluces. También se les ayuda a desarrollar estrategias para todo lo que es la vida después del trabajo, es decir a un “envejecimiento activo”.

Envejecimiento activo es un concepto reciente, definido en 1999 por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como “el proceso de optimización de las oportunidades de salud, participación y seguridad con el fin de mejorar la calidad de vida a medida que las personas envejecen”. En este sentido El Campus de la Rábida viene con  la participación en este curso, preparándose para poner en marcha en próximas  fechas el programa de Aula de la Experiencia, que ya se desarrolla en el Campus de Baeza.

Según Sánchez Bursón, a partir del gran boom demográfico en los años 60 y 70, se va a generar un desarrollo de las jubilaciones de forma muy masiva de parte de los andaluces, y eso producirá un conflicto sobre la sostenibilidad de los sistemas de pensiones y mantenimiento. De todos modos, nosotros lo que tratamos es de superar el tránsito de dejar de trabajar, de personas que han mantenido una regularidad durante 40 años. También aspiramos a que tengan habilidades, conocimientos, alguna estrategia que les puede ayudar a sentirse mejor desde el punto de vista físico, psicológico y social. “Son recetas sencillas pero muy útiles para que ellos tengan un mismo desarrollo personal y vital y puedan enfrentarse con éxito a todo lo que supone la jubilación.

Desde hace dos años se viene trabajando de esta manera que hemos enfocado este curso en La Rábida. Es decir, pensando en el envejecimiento activo. Antes, lo que se hacía estaba muy enfocado al envejecimiento desde el punto de vista económico y de legislación, sistemas de pensiones, etc. Ahora se ha evolucionado a algo relacionado con los hábitos, promoción y prevención del envejecimiento para la autonomía personal. Hay que tener en cuenta que son personas que todavía en Andalucía tienen una expectativa de más de 20 años de vida. La filosofía es: lo importante no es añadirle años a la vida, sino que con la preparación que hacemos, hay que llenar de vida a los años. Ser útiles para la sociedad, para la familia y seguir siendo proactivos y productivos.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *