Medio millar de personas piden playas para perros en Matalascañas

Alrededor de 500 personas, según estimaciones de la organización, se han sumado este sábado a la concentración y posterior manifestación de perros y sus dueños que las asociaciones LASA Animal y Animalium han convocado para este sábado en la playa de Caño Guerrero de Matalascañas para animar a los ayuntamientos de toda Andalucía a que habiliten zonas de playa para el baño de las mascotas, algo que en la actualidad está prohibido en la mayoría de los espacios del litoral andaluz.

La protesta, convocada para las 20,00 horas, ha concluido en torno a las 21,30 horas, según ha informado a Europa Press el presidente de Animalium y representante de la plataforma animalista andaluza, Rafael González, quien ha valorado muy positivamente el discurrir del acto, que se ha desarrollado “sin incidentes”.

Así, ha indicado que la gente que se encontraba en la playa en ese momento “aplaudía” a los manifestantes, entre quienes el presidente de Animalium ha reconocido caras conocidas de la concentración que celebraron ya el año pasado con el mismo afán, según ha apuntado.

“Cada vez somos más”, ha celebrado Rafael González, que ha incidido en que en esta materia “depende de los ayuntamientos” el que habiliten playas para perros.

Según indica, la Junta de Andalucía se ampara en un decreto de hace 17 años –el 194/98– para prohibir a los ayuntamientos que tengan zonas de baño para animales, si bien “existen fórmulas legales” para habilitar estas zonas y permitir el baño de las mascotas y, de hecho, los consistorios de Motril (Granada) y San Fernando (Cádiz) ya lo han hecho posible.

González ha aclarado que la manifestación pretende animar a los ayuntamientos a que den este “paso adelante” que pasa por pedir la desafección de una zona del litoral para sacarla del censo de zonas de baño, para luego señalizarla adecuadamente para el uso de las mascotas, de forma que puedan ser utilizada legalmente por los perros y sus dueños. De esta forma, ha pedido a los consistorios de toda Andalucía que tengan litoral a que “sean valientes” para establecer esta medida.

Esta decisión se basa en que en 2015 la Junta de Andalucía emitió una circular a los ayuntamientos recordando la prohibición de acceso a animales domésticos a las playas. Ante este hecho, ha explicado el líder animalista, algunos ayuntamientos como el de Motril, buscaron “rendijas legales” para hacerlas posibles, y hoy “son una realidad sin contravenir ninguna ley ni decreto”.

Desde la asociación Animalium se ponen “a disposición” de los ayuntamientos que tengan dudas legales para asesorarles en los trámites y “echarles una mano” en lo que necesiten para dar este paso adelante.

Según ha explicado González, esta situación de prohibición se da exclusivamente en Andalucía, ya que en casi toda España existen ya zonas de playa habilitadas para el baño de los animales y ha indicado que recientemente se ha inaugurado una en plena Barceloneta, en la ciudad de Barcelona.

El representante de la Plataforma Animalista Andaluza también ha explicado que al margen de los trámites legales, “sólo habría que realizar un gasto mínimo en señalización” para indicar que está permitido y avisar a aquellos que no quieran tener un animal en su zona de baño.

Para González, este sería un paso “muy importante” para que los dueños puedan “pasar su tiempo de ocio con lo que consideran su familia” e indica que sería una decisión “acorde con los tiempos”. Además ha señalado los “beneficios turísticos” que tendría abrir las playas para el uso de las mascotas, ya que mucha gente de Europa que aprecia a las mascotas “podría venir a veranear” a las playas andaluzas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *