El Mercantil de Nerva expone la ‘Mina Mística’ de Antonio Romero Alcaide

Alcaide en su estudio alcaide pintandoEste viernes 7 de agosto, -día de la Villa, se inaugura en la Sociedad del Casino Círculo Comercial ‘El Mercantil’ de Nerva  (13.30 h.) una exposición del entrañable pintor nervense, reconocido “pintor de la mina”, Antonio Romero Alcaide. Bajo el título “Mina Mística”, la muestra se presenta como un recorrido antológico por una selección de sus obras procedentes de la colección familiar como legado incalculable del autor.  En dicho acto de inauguración  intervendrán, además de Lozano, los escritores nervenses, Juan Francisco Román y Carmen Alcázar y el riotinteño, Fernando Izquierdo. Asimismo, se contará con la actuación musical de los alumnos del Conservatorio de Nerva,  Andrés Limón y Manuel Izquierdo.

De esta manera y tal y como  explica el responsable cultural de la Sociedad, José Luis Lozano, esta exposición de Alcaide supone  “una invitación en toda regla para volver a través de sus inigualables obras, a saborear nuestro glorioso pasado, a sentir la embriagadora caricia de otros tiempos. Aquí donde se cruzan los caminos, donde el mar no se puede concebir, entre estas montañas de paisajes baldíos, entre estas ruinas tristes y descoloridas, no hace tanto que rebosaba la vida. Eran otros tiempos, unos tiempos en que los caseríos se convirtieron en aldeas, las aldeas en pueblos y los pueblos en ciudades. Los trenes corrían desbocados las veinticuatro horas del día y los obreros acudían por miles al tajo. Todo ello a la sombra de esta Mina mistica”.

La exposición de pinturas “Mina Mística” de Antonio Romero Alcaide se podrá visitar hasta el próximo 4 de septiembre en el salón principal del  Círculo Comercial El Mercantil de Nerva, situado en el popular Paseo de Nerva, en la Avda. Andalucía s/n.

Antonio Romero Alcaide (Nerva, 1929-2009) fue uno de los alumnos más aventajados de la Escuela de Bellas Artes de Nerva que dirigía Manuel Fontenla. Autor clásico, como el mismo se definía, gustaba de las obras de Velázquez, Goya y Sorolla. También pasó por la Santa Cruz de Tenerife, donde estudió la modalidad de dibujo.

Pintor de oficio por excelencia, Alcaide utilizaba principalmente la sanguina y el carboncillo, y una técnica mixta mezcla de aguada, ceras pastel y tintas con la que conseguía unas texturas pictóricas que resaltaban sus dibujos, y por supuesto en óleo, con el que consigue calidades de color con olor a mina.

Salvo algunas apreciaciones sobre su forma de pintar y las técnicas empleadas, casi todos los expertos coinciden en resaltar su humildad, el orden y confort de la estancia en la que trabajaba, y su deseo de no exponer al público porque era enemigo del protagonismo, aunque las puertas de su estudio-museo siempre estaban abiertas para todo aquel que deseara conocer su obra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *