Junta de Andalucía

IU exige a la Junta que plantee un conflicto de competencias por el gasoducto de Doñana

“Las gravísimas actuaciones que está realizando Gas Natural en Doñana para convertir su subsuelo en una inmensa bolsa de almacenamiento de gas tienen que ser paralizadas de inmediato. Por ello, le exigimos a la Junta de Andalucía que pase la prueba del algodón y demuestre que las declaraciones que se han realizado desde el PSOE posicionándose contra este proyecto son auténticas, planteando un conflicto de competencias contra el Gobierno de Rajoy”, según ha expuesto hoy mismo Francisco Javier Camacho, responsable provincial de Política Institucional de Izquierda Unida en Huelva.

El dirigente de Izquierda Unida explica que “lo que la Junta debe hacer es lo mismo que hizo en su día el Gobierno de Canarias cuando se enfrentó al Ejecutivo de Rajoy ante las prospecciones petrolíferas que impulsó el ex ministro de los papeles de Panamá, José Manuel Soria, en aguas cercanas a  las islas”. Camacho añade que “la Junta tiene que demostrar que de verdad va a defender Doñana, llevando este caso al Tribunal Constitucional para tumbar la consideración de proyecto de interés general que el Gobierno de Rajoy le ha concedido a Gas Natural”. Camacho insiste en que “también la Junta de Andalucía debe intervenir urgentemente para paralizar las obras de Gas Natural y abordar un procedimiento de Autorización Ambiental que contemple el macroproyecto en su conjunto, que en su parte denominada Marismas Oriental afecta directamente al corazón mismo del Parque Nacional de Doñana que es Reserva de la Biosfera”.

En este sentido, ayer mismo la parlamentaria de Izquierda Unida en el Parlamento Europeo, Paloma López, registró una pregunta dirigida a la Comisión Europea en la que le pide que se pronuncié e intervenga ante las irregularidades en la autorización y puesta en marcha del subproyecto gasístico Marismas Occidental. Izquierda Unida reclama también a la Comisión Europea que considere que el proyecto ha sido cuarteado para ocultar el grave impacto del mismo y así se pueda realizar un nuevo estudio de impacto ambiental que determine sus auténticas consecuencias medioambientales. Además, López le pregunta a la Comisión si va a exigir la inmediata paralización de las obras para evitar los daños que ya se están produciendo en el entorno de Doñana.

Este asunto lo llevó Izquierda Unida al Comité de Peticiones del Parlamento Europeo el pasado mes de julio, cuando el propio Francisco Javier Camacho intervino en dicho órgano para denunciar el proyecto de Gas Natural y reclamar la intervención de las autoridades comunitarias, en defensa de Doñana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *