La no recogida de muestras paraliza la actividad de 300 marineros de la chirla, según el sector

Puerto de Isla Cristina.

Puerto de Isla Cristina.

El sector pesquero ha denunciado el cierre del caladero para la chirla que se ha iniciado este martes y que deja sin faenar a 78 embarcaciones de la provincia de Huelva que se dedican a esta captura y que afecta a 300 marineros, principalmente en el municipio de Isla Cristina.

Según un comunicado firmado por los administradores de la lonja de Isla Cristina, Mariano García y Francisco Martínez esta situación se ha dado por la “dejadez” de la Junta de Andalucía y en concreto por la Agencia de Gestión Agraria y Pesquera de Andalucía (Agapa).

Según los responsables del sector en Isla Cristina esta situación “viene motivada al no haberse efectuado las recogidas de muestras en el litoral, lo que provoca un cierre de las zonas de capturas por precaución y deja en tierra a 300 marineros, así como al sector específico que se dedica a la comercialización de este producto”.

AYUNTAMIENTO DE PUNTA UMBRÍA

La Cofradía de Pescadores Santo Cristo del Mar y los grupos políticos que conforman la Corporación Municipal del Ayuntamiento de Punta Umbría han solicitado una reunión de forma urgente con la consejera de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía, María del Carmen Ortiz con el objetivo de analizar la “crítica situación en la que se encuentra el sector de la chirla”.

Tras una asamblea con los representantes pesqueros, Cofradía de Pescadores y Ayuntamiento han pedido este encuentro “para que se escuche a los pescadores y tras las continuas negativas por parte de la directora General Pesca de una reunión que llevamos pidiendo desde el mes de enero”, según ha manifestado el patrón mayor de la Cofradía, Manuel Fernández Belmonte.

De hecho, la Corporación Municipal aprobó una moción institucional en el pleno celebrado el 28 de septiembre en la que se solicitaba la creación de una comisión técnica entre la consejería y las cofradías de pescadores de la provincia para abordar la situación de la pesquería de la chirla.

En la reunión solicitada estarían presentes los representantes del sector pesquero y del Ayuntamiento de Punta Umbría, y con la que se pretende “que se inicien las gestiones necesarias y que se tomen medidas y se propongan soluciones ante la delicada y extrema coyuntura en la que nos encontramos”, según el patrón mayor.

Por último, la Cofradía de Pescadores Santo Cristo del Mar también ha denunciado el cierre de varias zonas de pesca del caladero de la chirla. La flota de esta modalidad en Punta Umbría está compuesta por 45 barcos y se trata de la pesquería que mayor impacto económico tiene en el sector pesquero del municipio.

JUNTA DICE QUE SÍ HA HECHO INSPECCIONES

Por su parte, la Junta de Andalucía ha desmentido las informaciones aportadas por el sector de la chirla en Isla Cristina y ha asegurado que sí se han hecho las inspecciones pertinentes en el caladero. En las mismas, no se han encontrado ejemplares de talla reglamentaria por lo que han procedido al cierre del caladero “tal y como establece la normativa”. Desde la Junta también han lamentado que el furtivismo esquilma el caladero de la chirla e impide que se recojan muestras válidas

Fuentes de la Consejería de Agricultura y Pesca de la Junta de Andalucía han indicado a Europa Press que desde la Administración autonómica sí han hecho su “trabajo” y se han llevado a cabo “inspecciones” para determinar la viabilidad de la pesca de esta especie.

Sin embargo, las muestras que han podido recogerse “no han alcanzado la talla comercial” por lo que, ante su ausencia, “tal y como establece el paquete sanitario de la Comisión Europea” se ha procedido al cierre del caladero en estas zonas.

Las mismas fuentes han apuntado a que esta situación de no poder recoger una muestra válida se debe al “incumplimiento sistemático de la normativa por parte de algunos pescadores que está provocando que se esté esquilmando el recurso” por lo que han achacado la imposibilidad de recoger una muestra de talla comercial “al grave problema del furtivismo”.

Desde la Junta de Andalucía se ha aclarado que no todas las zonas del caladero onubense se han cerrado por lo que Mazagón y la zona marítima de Doñana siguen pudiendo recoger este producto.

Actualmente los caladeros cerrados para la captura de la chirla por este problema han sido los de Isla Canela, Punta Umbría y Matalascañas mientras que también se han cerrado los de Río Guadiana y Marismas del Piedra, pero en este caso para otros productos ya que no son puntos habituales de captura de chirla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *