Elefantes y Manu Sánchez, esta semana en el Gran Teatro de Huelva

El grupo ‘Elefantes’, el jueves 3 de noviembre, y el humorista Manu Sánchez los días 4, 5 y 6

elefantes1El Gran Teatro acoge esta semana, dentro de la programación de la Concejalía de Cultura, Turismo y Promoción de Huelva en el Exterior del Ayuntamiento de Huelva, las actuaciones del grupo ‘Elefantes’, el próximo 3 de noviembre; y del humorista Manu Sánchez los días 4, 5 y 6 de noviembre.

‘Elefantes’ llega a Huelva con su disco “Nueve canciones de amor y una de esperanza”, el segundo después de su reunión en 2013 tras casi ocho años de paréntesis. El cuarteto barcelonés regresa con un trabajo sorprendente, intenso, con grandes dosis de emotividad y una sonoridad impactante.

El disco comenzó a gestarse durante la gira de “El rinoceronte”, su anterior trabajo, e incluye colaboraciones con Bunbury, Sidonie y Love of Lesbian. Sus composiciones han nacido entre la carretera y la intimidad de casa, impregnadas básicamente de las vivencias de Shuarma en aquellos días y tras muchas horas de tertulia de los cuatro componentes el grupo.

Por su parte, el cómico andaluz Manu Sánchez traerá durante tres días a Huelva su nuevo espectáculo ‘El último santo’, mostrando su versión más polifacética sobre el Apocalipsis.

En ‘El último santo’ el showman retrata el momento en el que el mundo se acaba y parece que la Creación no ha salido como esperaba Dios, que no está dispuesto a aguantar ni un segundo más a corruptos, desagradecidos, desalmados, tramposos y egoístas; el ultimátum es claro, y el encargo cae en manos del único que conoce el Paraíso y el Averno, el único que estuvo arriba y abajo, el único que parece tener respuestas… el pecador, el disfrutón, la bicha mala: el último santo.

Manu Sánchez ha preparado un montaje ingenioso, punzante, mordaz y  afilado y definitivamente hilarante, con pequeños guiños al género musical y con una puesta en escena que sumerge al espectador en un ambiente destructivo y vitalista a la vez. Una obra en la que su protagonista nos hará comprender que no todo es lo que parece y que, hasta el mismísimo infierno puede convertirse en el auténtico paraíso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *