Cotejan el ADN del hermano del desaparecido de Corrales con el cadáver calcinado de Moguer

La Guardia Civil de Huelva, a través del laboratorio de criminalística del cuerpo policial, está cotejando el ADN del hermano del desaparecido en Corrales el 1 de septiembre, José Brimes Carrasco, de 63 años, con los restos del cadáver que apareció calcinado el pasado 10 de octubre en un asentamiento de inmigrantes de Moguer.

Según ha confirmado a Europa Press el hermano del desaparecido, Francisco Brimes, la policía científica le habría tomado muestras para intentar “determinar o en su caso descartar” que ambos sucesos están relacionados.

Brimes ha señalado que está “a la espera de los resultados de las pruebas” y que no le han dado un fecha aproximada de cuando el laboratorio podría tener listo los resultados dado que “al tratarse de un cadáver calcinado” podría haber dificultades para cotejar las muestras.

José Brimes desapareció de su casa de Corrales, en Aljaraque, el 1 de septiembre a las 10,00 horas cuando una vecina lo vio salir de la vivienda que habitaba solo y jamás se volvió a saber de su paradero.

Por otro lado, el 10 de septiembre, aparecieron los restos de un cadáver calcinados en una hoguera en un asentamiento de inmigrantes situado en el camino de Morrubio en Moguer, hecho que podría estar relacionado con la desaparición de Brimes según sospechas de la Guardia Civil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *