La integración del sector citrícola como clave para conquistar el mercado exterior

Huelva exportó entre septiembre y junio 67.348 toneladas de naranjas, mandarinas y limones por valor de 48,64 millones 

I Foro Citricultura 01 I Foro Citricultura 02 I Foro Citricultura 03La Junta de Andalucía aboga por una mayor integración del sector citrícola onubense con la mirada puesta en una mayor penetración en el mercado exterior y en la consecuente generación de más riqueza y más empleo. Así lo ha ratificado el delegado territorial de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Pedro Pascual Hernández, durante la inauguración del I Foro Estratégico de la Citricultura de Huelva, una cita promovida por la Consultora Agroalimentaria del Sur y la asociación Valor Ecológico, Ecovalia, en Cartaya. El responsable del ramo en la provincia ha incidido, en este sentido, en la importancia de figuras como las Organizaciones de Productores de Frutas y Hortalizas (OPFH) para aumentar la capacidad inversora mediante el acceso a los fondos operativos dirigidos al fomento de la sostenibilidad ambiental, la promoción de la concentración y la comercialización. “Tenemos que aunar esfuerzos ante el reto de la exportación, canalizar de forma conjunta la oferta y conseguir que todo el valor añadido se quede aquí”, ha espetado.

Pedro Pascual Hernández ha puesto en valor la línea ascendente que ha experimentado el volumen de ventas de cítricos onubenses en el extranjero, pero “aún hay margen para la mejora”, ha aseverado, en la medida en que “estamos todavía muy lejos de los porcentajes que baraja la Comunidad Valenciana”. Allí, más del 60 por ciento de la producción parte hacia más allá de las fronteras del país, mientras que este índice, en el caso de Andalucía, con 293.068 toneladas de naranjas, mandarinas y limones exportadas por un valor de 230,3 millones de euros, apenas supone el 15 por ciento de la cosecha.  Huelva, según los datos de la última campaña registrados por la Agencia Andaluza de Promoción Exterior (Extenda), entre los meses de septiembre de 2015 y junio de 2016, ha lanzado al mercado exterior 67.348 toneladas de estos cultivos que se han traducido en una facturación de 48,64 millones de euros.

Las exportaciones citrícolas de la provincia, que, como establece el último aforo presentado el pasado mes de octubre, lidera el subsector de la mandarina en Andalucía con 150.536 toneladas (el 42,19 por ciento del total) y representa, junto a Sevilla, el 65 por ciento de la producción global de cítricos de la comunidad autónoma (con 406.583 y 932.291 toneladas, de manera respectiva), han crecido en el último ejercicio un 4,54 por ciento más en cuanto al volumen y, “lo más importante”, en palabras del delegado territorial, un 20,9 por ciento en su valor. Quedan atrás, por tanto, las 64.426 toneladas de naranjas, mandarinas y limones que, con su salida al exterior, dejaron en Huelva un montante de 40,23 millones de euros entre el último cuatrimestre de 2014 y el primer semestre de 2015.

Así, en el curso 2015-2016 los productores onubenses han comercializado fuera de España 42.230 toneladas de naranjas por 25,53 millones de euros (frente a las 42.013 toneladas y 21,59 millones de euros del ejercicio anterior); 23.750 toneladas de mandarinas por 20,94 millones de euros (21.299 toneladas y 17,4 millones de euros en la campaña 2014-2015); y 1.368 toneladas de limones por 2,17 millones de euros (1.114 toneladas y 1,24 millones de euros un año antes). Estos números, a juicio de Pedro Pascual Hernández, ilustran, además, el empuje de la mandarina y, por consiguiente, el acierto de los agricultores de la provincia con su apuesta por la diversificación y la mayor presencia de la misma.

Investigación e innovación

El responsable de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural en Huelva ha hecho alusión no sólo al potencial productor y la diversidad de la oferta agroalimentaria de Huelva, sino también a su carácter innovador, la investigación, la implantación de las más sostenibles y modernas técnicas de riego y la persecución “incesante” del sabor y las mejores cualidades organolépticas, todo ello, ha continuado, sin olvidar la apuesta de excelencia que reside en lo ecológico. En este punto, no ha dejado de mencionar al Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera de Andalucía (Ifapa), que trabaja en la búsqueda y análisis de material vegetal que suponga una ventaja agronómica y comercial para su transferencia al campo y en el hallazgo de variedades más tempranas y tardías con el objetivo de disponer de fruta más allá de la época habitual, combatir así la temporalidad y ocupar nuevos nichos de mercado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *