El Complejo Hospitalario, referente en la atención al paciente con VIH

La Unidad de Infecciosos vuelve a situarse por tercer año consecutivo entre las cinco mejores de España 

Complejo Hospitalario VIHLa Unidad de Enfermedades Infecciosas del Complejo Hospitalario Universitario de Huelva ha vuelto a resultar finalista, es decir, se ha situado entre las cinco mejores de España, en la modalidad de atención al paciente, dentro de la undécima edición de los prestigiosos premios ‘Best in Class’ (BIC) en la categoría de Mejor Unidad en Atención al Paciente VIH/SIDA, esta vez por tercer año consecutivo.

Se trata de un premio de carácter nacional al que se han presentado servicios de toda España, tanto públicos como privados, y en el que ha sido seleccionada, entre otros motivos, por el importante esfuerzo realizado en estos últimos años en la detección precoz, la asistencia a los pacientes y el intenso trabajo investigador realizado para el abordaje de esta patología.

Los premios ‘Best in Class’ son una iniciativa promovida por Gaceta Médica y la Cátedra de Innovación y Gestión Sanitaria de la Universidad Rey Juan Carlos I, y tienen como objetivo reconocer públicamente los mejores centros hospitalarios, así como aquellas unidades y servicios asistenciales que, dentro del territorio nacional, buscan la excelencia en la atención que prestan a sus pacientes.

Se han tenido en cuenta para esta concesión, además de la trayectoria de la unidad a lo largo de su historia, pionera en la investigación e implantación de numerosos proyectos, los esfuerzos realizados en los últimos dos años por sus profesionales, que han impulsado nuevas estrategias lideradas por la organización internacional Onusida, como el programa de la recuperación de pacientes con infección VIH para favorecer la adherencia al tratamiento, así como la búsqueda activa y precoz de pacientes de nuevo diagnóstico, con el fin de mejorar la calidad de vida de los afectados en Huelva.

Estas nuevas líneas de trabajo apuestan por utilizar el tratamiento con antirretrovirales como vía de prevención, reduciendo la carga viral en sangre y, por tanto, la capacidad de contagio de las personas que ya están infectadas. Para ello ha resultado fundamental, no sólo incrementar la actuaciones encaminadas a detectar al 30% de las personas infectadas que se estima que aún no lo saben, sino también mantener en tratamiento de forma eficaz a todas aquellas que, una vez conocido el diagnóstico, y gracias a los nuevos avances terapéuticos, pueden ver reducida su carga viral hasta niveles tan bajos que hagan prácticamente inviable el contagio y, por tanto, la aparición de nuevos casos.

Para ello se han llevado a cabo, sólo durante el pasado año 2015, más de 3.200 consultas dedicadas exclusivamente a la atención de esta patología, 800 de ellas en el Centro Penitenciario de Huelva, que han permitido mantener al 95% de los pacientes diagnosticados con la carga viral suprimida, de forma que puedan reducirse las posibilidades de extensión de la enfermedad, precisamente el objetivo de las principales organizaciones sanitarias del mundo.

Un interés que se extiende al tratamiento de otras enfermedades infecciosas prevalentes y en el abordaje de nuevas líneas de colaboración, como la mantenida con el movimiento asociativo y ONGs durante los últimos diez años, con el objetivo de reforzar la atención a los pacientes en exclusión social que ven mermadas sus posibilidades de atención sanitaria y pueden ser foco de extensión de la enfermedad.

En la Unidad de Enfermedades Infecciosas, en la que prestan servicio 32 profesionales del ámbito médico, enfermero y administrativo, se ha apostado desde su creación por la innovación y el conocimiento, liderando desde el año 2000 un grupo de investigación muy prestigioso formado por 24 hospitales españoles, que ha participado en numerosos estudios vinculados a la atención del VIH/Sida.

Este reconocimiento se suma a la Medalla de Plata al Mérito Civil Penitenciario otorgada por el Ministerio del Interior, así como la distinción Huelva-Junta entregada con motivo del Día de Andalucía, con el que se viene a refrendar el trabajo desarrollado por esta unidad que, de forma pionera en España, se desplazó hasta el centro penitenciario para, en colaboración con los servicios médicos de la institución, impulsar el desarrollo de una serie de programas destinados a la atención del VIH/Sida, así como otras enfermedades infecciosas.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *