‘Sembrando flores en el mar’, el último trabajo de Aníbal Álvarez

Aníbal Álvarez.

Aníbal Álvarez.

(Texto y foto: José Luis Rúa) De nuevo, le presto atención a un autor ayamontino que en unos días, nos presenta su último trabajo. Aníbal Álvarez, un hombre que a buen seguro guarda en algún rincón de su casa, varias docenas de manuscritos que en algún momento tendrá que darles vida. Y estoy convencido, que serán por igual novelas y poemarios y es que Aníbal, conjuga por igual una estética como la otra. Prosa y verso se dan la mano y le dejan disfrutar de esa libertad a la que siempre se ha unido en cuerpo y alma.

Editorial Onuba se ha hecho cargo de esta publicación, que ha estado secuestrada durante mucho tiempo en cajas que han viajado de armario en armario. Y ahora, aprovechando la proximidad del mar de manera especial, se presenta al público “Sembrando flores en el mar”. Como si la propia Massiel nos ofreciera sus “Rosas en el mar” o Natalia Lafourcade, su tema preferido “Sembrando flores”. Todos puestos de acuerdo para regalarnos flores, cerca, muy cerca del mar.

Y aún me comenta Aníbal, con su voz pausada y sus gestos compañeros de aventura, como a principio de los años setenta Paco Candel le dio espacio en su casa de Barcelona. Como le dieron de nuevo espacio, de chico para todo, en el periódico Solidaridad Nacional. Y llegó a Jefe de Archivo, y más tarde balbuceo por la redacción de la revista científica Jano. Y más tarde fue archivero y luego, redactor y al final, redactor jefe. Pero la adquisición de la editorial por una multinacional, la globalización de su trabajo y la suelta de globos creativos le aventuraron a la jubilación, en 2009 y regresa a su Ayamonte. Vuelve ligero de equipaje pero con las tres razones de su propia existencia: Ayamonte, Bedelia su mujer, y el siempre vivo recuerdo de su padre.

Y si nos aventuramos a revisar en la biblioteca municipal, nos podemos encontrar con “Nacido con mala sombra” su primera novela, con un prólogo propio de récord Guinness por sus 50 páginas, obra del escritor Francisco Candel. O su obra más apasionada “Llanto por un pueblo andaluz”, su obra más querida, o la más laureada. “La muerte de Pedro Patera”, premio Ciudad de Valladolid en 1993. También fue ganador de un accésit del premio Juan José Relosillas de narraciones breves de la Asociación de la prensa de Málaga. Y así podríamos seguir enumerando “Plegaria andaluza”, “Ayamonte en el corazón”, “Cartas a una sociedad marginada” o sus poemarios” Un río llamado Guadiana” y “Espiral de sueño, sangre y vida” en los Cuadernos del estraperlo.

Así, que si ustedes quieren, volverán a escuchar sus palabras y a buen seguro que algún poema perdido, este miércoles, a las 20.30 horas en el auditorio de la Casa Grande Ayamonte, que será cuando Aníbal Álvarez, vuelva a encontrarse con su público y a deshacerse en elogios hacia esta tierra en la que se encuentra enraizado, como si el mar fuera a quitarle los sueños y con ello, la propia vida. Como se comenta en la contraportada, “Esta nueva novela de Aníbal Álvarez, escrita a punta de corazón y de vida, introduce al lector en la comprensión y respeto que se le debe al mundo marinero, tan conocido y sin embargo tan por conocer, en cuyos miedos, desvelos y bellezas nos introduce la voz hondamente humana de la mujer de un marinero.”  “Sembrando flores en el mar” de editorial Onuba, no va a dejar a nadie indiferente, seguro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *