Siete meses de cárcel para un masajista de Aljaraque por hacer de fisioterapeuta

El Juzgado de lo Penal nº 3 de Huelva ha condenado a siete meses de prisión a un masajista por delito de intrusismo profesional al considerarse probado que efectuaba funciones sanitarias propias del fisioterapeuta, sin contar para ello con el correspondiente título universitario. Según recoge la sentencia, el acusado, Francisco M. R. N. se anunciaba públicamente como “masajista-fisioterapeuta” y ejercía en su domicilio en la localidad onubense de Aljaraque.

En base al reconocimiento de los hechos del propio acusado, la magistrada expone en su sentencia que F.M.R.N  “ha ejercido, sin poseer el título universitario que le habilite para ello, funciones de fisioterapeuta en su domicilio”. Para ello, publicitaba desde su perfil de Facebook y haciendo uso de octavillas, tratamientos propios de los profesionales sanitarios como “contracturas, pinzamientos, dolores musculares o cervicales…”. En este sentido,  gracias a una denuncia del Colegio de Fisioterapeutas de Andalucía, agentes de la Guardia Civil pudieron comprobar que en el domicilio del acusado existía una habitación destinada al “ejercicio de esta ilícita actividad”, así como diverso material para su práctica como antiinflamatorios, cremas y una camilla. Además, el masajista escribía en un blog desde el que ofrecía consejos para el tratamiento de diferentes lesiones y su diagnóstico, algo estrictamente reservado a los profesionales sanitarios.

Asimismo, la sentencia recoge la “inhabilitación especial” del acusado durante dos años para el ejercicio de profesionales sanitarias, así como el pago de las costas procesales –en torno a unos 2.500 euros.-

Este fallo judicial supone un nuevo respaldo a la lucha que el Colegio de Fisioterapeutas de Andalucía está llevando a cabo contra el intrusismo profesional y responde a la línea de trabajo abierta con la Guardia Civil, que está recogiendo importantes resultados, con detenidos en diferentes provincias y sentencias judiciales que las respaldan.

En este sentido, el ICPFA hace un nuevo llamamiento a los ciudadanos para que denuncien circunstancias similares en la dirección intrusismo@colfisio.org o en el teléfono 954 98 88 50.

Por último, desde la entidad colegial se recuerda que para recibir un masaje con todas las garantías sanitarias y legales, es preciso acudir a un fisioterapeuta colegiado, ya que éste es el único profesional habilitado por las leyes españolas para ello.

One Response to Siete meses de cárcel para un masajista de Aljaraque por hacer de fisioterapeuta

  1. Francisco Rebelo

    La noticia del fisioterapeuta de Aljaraque,es falsa en un 50%. Ya que lo único que habéis acertado a sido en los 7 meses de prisión que no los cumplo porque jamas he hecho daño a nadie, y en los dos años de inhabilitación porque a mi tampoco me interesa exercer la profesión.Ahora lo falso es lo de tener que pagar los 2.500€ porque no hevtenido que pagar ni un duró,ni me pidieran que hiciera trabajos sociales ni na. Y lo de los títulos jamas los presente porque no he querido,ya que en principio no me he dado de alta en la Junta de Andalucia,y aparte de ello no cobraba a quien yo atendía. Gracias,y que a gusto me he quedado. No aguanto a las personas que publican información falsa y dicen que son periodistas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *