Man-O-Matic llena de fantasía la Unidad de Salud Mental Infanto-Juvenil 

0

Foto panel Salud Mental I 2016Foto panel Salud Mental II 2016Un grafiti lleno de color y de luz que adorna la entrada de la Unidad de Salud Mental Infanto-Juvenil, ubicada en el Hospital Vázquez Díaz, recibe ahora a los pacientes de entre 12 y 18 años que asisten a diario a sus instalaciones, gracias a la labor altruista y desinteresada que ha llevado a cabo en los últimos días el creador onubense de arte urbano ‘Man-O-Matic’ y con el que el Complejo Hospitalario Universitario de Huelva pretende hacer más agradable y alegre la estancia de los menores en el centro.

Un mural de alrededor de 12 metros cuadrados de superficie, presidido por la imponente figura de una simpática rana en pleno proceso de transformación en pájaro, es la primera imagen que perciben ahora los pacientes de la Unidad de Salud Mental y sus familias, nada más llegar a las instalaciones, como un preludio de la atención que van a recibir, más humanizada y cercana, y capaz de ofrecer a los menores una respuesta, normalizada y acogedora, a su proceso de salud.

El Hospital de Día de Salud Mental Infanto-Juvenil tiene como finalidad favorecer la recuperación e integración social, familiar, educativa y personal del niño o adolescente, contando con un equipo multidisciplinar que realiza actividades terapéuticas, ocupacionales, lúdicas, educativas y de autocuidados, entre otras. Para ello se lleva a cabo un programa ambulatorio intensivo y de hospitalización, en el que se trabaja con los pacientes a nivel integral e interdisciplinar, manteniendo una coordinación estrecha con los Servicios Sociales, Educación, las Unidades de Salud Mental Comunitaria de la provincia y, por supuesto, las propias familias.

Precisamente con el ánimo de hacer más agradable su estancia en el hospital de día de la Unidad, que está ubicada en la 5ª planta del centro hospitalario, los profesionales del Servicio solicitaron la colaboración de este artista urbano, que ha querido volcar toda su creatividad en convertir el panel de entrada a las escaleras de la Unidad, en una composición llena de desbordante fantasía, de luz y de colores vivos y alegres que quiere simbolizar la recuperación y las ganas de vivir de estos menores y de sus familias.

El artista onubense, cuya obra ha convertido las paredes semiderruidas de la plaza del antiguo mercado de abastos de Huelva en todo un museo al aire libre, ha querido participar de forma voluntaria en este proyecto de la mano de los profesionales de la Unidad, con el fin de transformar los espacios sociosanitarios en lugares más alegres, cambiando también así las expectativas de familiares y pacientes, en un esfuerzo por modificar la percepción de este tipo de enfermedades, tanto en la sociedad en general como en los propios afectados.

A lo largo de un proceso de elaboración que ha ocupado cuatro días, el panel de entrada a la Unidad se ha ido convirtiendo en espacio colorido y muy visual que pretende también modificar el ánimo de sus usuarios, añadiendo cercanía y humanización, para que los niños, que además de los trabajos académicos, participan también en distintos talleres y actividades complementarias y extraescolares, se encuentren más cómodos y sientan las instalaciones como algo propio.

Éstas, al menos, han sido las intenciones de este artista, cuyas obras se encuentran presentes en numerosos blogs de arte urbano de todo el mundo y que ha recibido varios premios a nivel nacional, además de protagonizar una exposición en el Museo de Huelva en el año 2015. Su intención, además de responder a la petición de los profesionales de la Unidad, ha sido la de ofrecer a los niños una oportunidad para dejar volar su imaginación, estimular su capacidad creativa y contribuir a su recuperación y normalización.

Esta nueva iniciativa se une a las numerosas actividades que se vienen desarrollando en la Unidad, que ha sido protagonista de la visita de numerosas entidades y personas conocidas del mundo del deporte, la cultura y la educación.

Compartir.

Leave A Reply