Congreso Internacional de Cambio Climático

DESDE MI CABINA: Héroes

0

(Texto: Paco Morán) Perece que el mal trago ya ha pasado. Desde la matemática y la virtualidad, es sumamente osado decir que el Recre va a salvar la categoría. Yo tiro de osadía para meter mis dos manos en el fuego y los pies, para decir que el Recre jugará en Segunda B la próxima temporada.

Sólo una catástrofe metería al Recre de nuevo en los puestos de descenso.

Analizar las causas de esa ascensión del equipo es sumamente complicado, dado que no podían estar peores las condiciones que el equipo ha superado. Una pretemporada de locos, un entrenador que iba a empezar y que al final es otro el que comienza, un entrenador cesado y otro que no puede sentarse en el banquillo durante tres meses, una plantilla que no cobra, un cuerpo técnico que no cobra desde hace casi dos años, unos campos de entrenamientos impracticables… En definitiva, peor no podía ser el panorama como para ser optimistas.

Cada cual tendrá al respecto su análisis. Yo tengo en consideración que el Recre tiene un plantilla y un cuerpo técnico que ha sabido superar circunstancias adversa como es la falta de recibir el sueldo por su trabajo. Pero ya no sólo que el cuerpo técnico lleve 19 meses sin cobrar y que haya sabido aislarse de ese drama, sino que también destaco la preparación psicológica que Pavón ha llevado acabo para mentalizar a sus hombres de que el camino sólo pasaba y pasa por la permanencia.

Jugadores y cuerpo técnico sabían que descender a Tercera era la desaparición de la entidad. Hoy debemos agradecer a jugadores y cuerpo técnico que el club siga teniendo vida.

Y una vez que el camino hacia la permanencia está cubierto de rosas rojas, podemos decir que en lo deportivo, jugadores y cuerpo técnico han cumplido y están cumpliendo aun no cobrando.

Queda ahora la parte burocrática. El qué dice la propiedad del Recre sobre el futuro de la entidad lo seguimos esperando.

¿Hasta cuándo estos hombres van a estar sin cobrar por el mero capricho no sacar a la venta el club?

Palabras que no cuelan como la eterna negociación con Hacienda y el orden de las cuentas, sólo se lo creen las personas vinculadas directa o indirectamente al Ayuntamiento.

Ahora es el momento de sacar el pliego de condiciones. El club tiene la permanencia en el bolsillo y quedan dos meses para que acabe la temporada.

Bueno sería ir haciendo ya una planificación de futuro para afrontar la temporada 2017/18 con otras expectativas. Y sobre todo, recordar que no se puede seguir soportando una situación laboral de hombres que llevan 19 meses esperando una nómina.

Y ya por no decir que la deuda con Hacienda sigue aumentando.

Compartir.

Leave A Reply