520 niños disfrutan de las escuelas de verano de inclusión social y deportiva

0

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Un total de 520 niños de la capital se han beneficiado durante julio y agosto de las Escuelas Municipales de Verano de Inclusión Social,  que se han desarrollado durante el periodo estival en todos los distritos de la ciudad, así como del Campamento Urbano Deportivo celebrado en el Polideportivo municipal Diego Lobato.

Gracias a estas iniciativas organizadas desde las Concejalías de Políticas Sociales e Igualdad y de Participación Ciudadana, Deportes y Universidad,  el Ayuntamiento ha ofrecido un servicio con una doble finalidad: por un lado, hacerle a las familias onubenses más sencilla la conciliación laboral durante el periodo vacacional de los menores; y por otro lado, fomentar el ocio saludable entre los pequeños, trabajando con ellos aspectos tan importantes como la salud y el deporte, el arte y la cultura, el medioambiente, la solidaridad y la educación emocional.

Hay que destacar que este año, como novedad, los niños también han contado a lo largo de  agosto con estas escuelas en las Zonas con Necesidades de Transformación Social, ampliándose  el número de centros a un total de 13 y dando la oportunidad de beneficiarse de este proyecto a más entidades. Además, se ha  contado con el economato solidario Resurgir como parte de este programa y con el Colegio Profesional de Odontólogos, que ha aportado cepillos de dientes para los niños.

En este marco, las Escuelas Municipales de Verano se han desarrollado en seis centros sociales habiendo sido el objetivo llegar a todos los barrios y que niños que pertenecen a familias sin recursos puedan disfrutar de las numerosas actividades organizadas especialmente para ellos, y donde, además de talleres y juegos, no han faltado excursiones a la playa, visitas al Parque Moret, clases de natación en la piscina del Polideportivo municipal Diego Lobato y sesiones de cine infantil en el Centro Comercial Aqualon.

Estas escuelas han estado destinadas a la participación de  niños con edades comprendidas entre los 6 y los 12 años y han tenido como sede  los centros sociales de Marismas del Odiel, La Orden, Lazareto, El Torrejón, Gota de Leche y en el Colegio Reyes Católicos. Además, como novedad este verano la Casa de la Juventud ‘La Ruta’ también ha formado parte de esta iniciativa gracias a la colaboración de la Fundación Cajasol, y el respaldo de Aguas de Huelva a esta iniciativa ha permitido volver a hacer posible el campamento de Cruz Roja.

Es destacable también el apoyo de la Fundación bancaria La Caixa para hacer realidad en Huelva las cinco Escuelas de Inclusión Social, dirigidas  a niños con algún tipo de discapacidad y que forman parte de entidades como la Asociación Protectora de Personas con Discapacidad Intelectual (Aspromin), la Asociación de Padres y Amigos de Personas con Trastornos del Espectro Autista (Ánsares) y la Asociación Asperger Huelva, así como de Voces del Conquero, que realiza una gran labor con niños con síndrome de Down, y la Fundación Laberinto, centrada en ayudar a menores que padecen enfermedades raras; dos organizaciones que por primera vez también han sido beneficiarias de estas escuelas.

Junto a las propuestas veraniegas de ocio y deporte se han incorporado también  otras formativas y lúdicas, así como actividades  de intervención social destinadas a reforzar la integración de los menores a través de dinámicas grupales, habilidades sociales o juegos tradicionales que fomentaran su  crecimiento personal, así como valores centrados en la solidaridad, la  cooperación, el compañerismo  y el trabajo en equipo.

En este marco, hay que destacar también el Campamento Urbano Deportivo, organizado por el Servicio de Deportes del Ayuntamiento y que ha tenido como punto de encuentro el Polideportivo Diego Lobato, donde se han venido desarrollando numerosas actividades en las que han participado 120 niños a lo largo de todo el verano, conjugando la labor de los monitores deportivos con la de los educadores sociales. En total, diez profesionales que han estado  al frente de este programa cuidando en todo momento de los menores y haciéndoles partícipes de las distintas actividades.

En este sentido, las propuestas han estado encaminadas a impulsar  el deporte como una herramienta educativa fundamental. Como novedad de este año en este campamento se han ampliado las edades de los participantes, desde los 6 hasta los 12 años, con el fin de que también pudieran disfrutar de esta iniciativa municipal niños más pequeños.

Compartir.

Leave A Reply