El Infanta Elena abre 18 camas para aumentar la actividad quirúrgica

0

El Hospital Infanta Elena ha abierto en estos últimos días una nueva ala de hospitalización en la 2ª planta del edificio principal, que dispone de 18 camas repartidas en 8 habitaciones dobles y dos individuales, lo que supone un incremento de los recursos con los que cuenta el centro hospitalario y una mayor dotación en este ámbito, de forma que pueda hacer frente, con las mayores garantías, a las medidas que se incluyen dentro del plan de mejora de la accesibilidad que se está poniendo en marcha en estos días y con el que se pretende reducir los tiempos de demora en la provincia.

La puesta en marcha de algunas de las medidas que incorpora dicho plan, centrado en el aumento de la asistencia sanitaria, requiere contar con un volumen mayor de camas disponibles para poder mantener este nivel de actividad creciente, permitiendo hacer frente, a su vez, a las necesidades de la actividad quirúrgica habitual y la atención de las urgencias y de aquellos procesos que requieren de un ingreso hospitalario, sin que se vean mermadas, en ningún caso, las garantías asistenciales de los ciudadanos.

De esta forma, el ala derecha de la 2ª planta, que llevaba dedicada a otras tareas no asistenciales durante los últimos siete años, ha vuelto a abrir sus puertas y sus 18 camas se encuentran de nuevo en funcionamiento, para lo que ha sido necesaria la contratación adicional de 21 profesionales, 20 de ellos de la división de enfermería y un celador, para la cobertura de la misma, lo que supone también un incremento de la plantilla con la que pasa a contar el centro hospitalario.

La apertura de esta ala de hospitalización se ha iniciado de forma progresiva, tras finalizar las actuaciones de remodelación y mejora que se han venido llevando a cabo en el área durante las últimas semanas y que han estado ejecutadas, en gran parte, por el propio personal de mantenimiento del centro, si bien han requerido de una partida presupuestaria de alrededor de 40.000 euros.

De esta manera, se han podido mejorar los sistemas de climatización de la zona aumentando la confortabilidad de las instalaciones, se ha instalado un nuevo servicio de llamada enfermera-paciente, que facilita la comunicación entre los enfermos y los profesionales, y se han llevado a cabo diferentes mejoras en los sistemas eléctricos y de fontanería. Además, se han ejecutado diferentes reformas en la carpintería de puertas y armarios y se ha ultimado la pintura de habitaciones y zonas comunes para dejarla en buenas condiciones de cara a su apertura.

En estos momentos, el ala de hospitalización ya se encuentra recibiendo pacientes y funcionando con normalidad, garantizando así la cobertura del incremento de actividad quirúrgica que se está produciendo con la ampliación del horario del Bloque Quirúrgico en horario de tarde, y las nuevas necesidades que surgirán en unas semanas, tras la puesta en marcha de dos nuevos quirófanos en el centro hospitalario, una vez finalicen las primeras actuaciones de la tercera fase de la renovación de toda el área quirúrgica que se está llevando a cabo en estos días de forma muy intensa.

En los próximos días está previsto también que se pongan en funcionamiento de forma normalizada otras dos alas de hospitalización del Hospital Infanta Elena. En este caso se trata de las alas derechas de la 3ª y la 4ª planta del edificio principal, en las que se han llevado a cabo durante los meses de verano una serie de obras de reforma y renovación, que supondrán una mejora importante de los recursos de hospitalización con los que cuenta el centro hospitalario.

La reforma de estas dos alas vienen a sumarse a las actuaciones realizadas en los últimos años en el Hospital Infanta Elena con el objetivo de modernizar y reforzar las infraestructuras del centro hospitalario, tanto en el área de hospitalización con la renovación del ala derecha de la 1ª planta y el ala izquierda de la 2ª, como en otras unidades estratégicas, entre las que cabe destacar la construcción de un nuevo Servicio de Urgencias, una nueva UCI, nuevos ascensores y renovación de todos los sistemas de apoyo del Hospital (eléctrico, informático, climatización y producción de agua caliente sanitaria), así como la ampliación y renovación de todo el Bloque Quirúrgico, que se encuentra en su última fase en estos momentos.

Esta línea de mejora de las infraestructuras viene a reforzar el importante esfuerzo que se está realizando para mejorar los tiempos de respuesta asistencial en la provincia, cuyos resultados en el primer semestre del año han resultado muy positivos en el ámbito de las consultas externas y que ahora se están centrando en mayor medida en el ámbito quirúrgico y de pruebas diagnósticas complejas.

 

Compartir.

Leave A Reply