DESDE MI CABINA: El yoismo

0

(Texto: Paco Morán) Ángel López debuta como entrenador del Recre y su primera respuesta a la pregunta sobre la valoración de qué había sido lo que más le había gustado del partido fue que sus hombres habían hecho lo que él había trabajado en un día y dicho antes del partido.

Después de tantos años narrando fútbol me entero de que los jugadores para ganar un partido lo logran aplicando la respuesta del entrenador del Recre: si hacéis lo que yo digo ganaréis seguro.

Es la nueva operación matemática verbal aplicada al balón del deporte rey.

O sea, desde la capacidad de deducción, deduzco que como los jugadores no hacían lo que Casquero decía para ganar, de ahí que no se ganara.

Bueno, no quiero perderme en esto para llegar a dónde quiero llegar: decir a Ángel López que deje el yo en el cajón y que él sea el último protagonista cuando se gana.

Simplemente es una cuestión ética. El yoismo quita más que da.

Y centrados en el partido tras la sugerencia, vimos  a un Recre con una buena actitud y viendo a jugadores que tal vez hayan corrido en el partido de Mérida algo más que en otros, usando mayor intensidad.

Esto se deriva de la inercia que normalmente se dan en todos los equipos que desean agradar al nuevo técnico.

El deseo común es que el camino sea el que vimos ante el Mérida y no sólo un espejismo. Porque nadie me bajará de mi percepción de visionar que el Recre tiene una de las mejores plantilla de la categoría. El propio técnico del Mérida lo destacaba tras rueda de prensa.

Aún estando en puesto de promoción de descenso, este equipo debe mirar arriba y saber que es mejor que el 70% de los equipos de la categoría, si bien como decía Casquero esas condiciones se demuestran en el campo.

Y si ante el Mérida lo han demostrado, es que porque hay material para seguir escalando posiciones.

Ese equipo que tanto nos gustó ayer espero sea el mismo que juegue ante el Córdoba B, dado que si cambia algo, estaríamos volviendo a las andadas de cambiar lo que bien ha funcionado.

Y para hacer el artículo capicúa, acabo con otra sugerencia para el entrenador del Recre.

Cuando se alaba a una afición se hace y no pasa nada, pero si se hace de forma exagerada se nota en exceso que se hace de cara a la galería y no desde el convencimiento y sentimiento.

Huelva lleva 127 años viendo fútbol y las palabras se interpretan.

Compartir.

Leave A Reply