El Gobierno ratifica la emergencia de las obras por el incendio en Mazagón

0

El Consejo de Ministros ha ratificado este viernes la declaración de emergencia de las actuaciones para la restauración de las zonas afectadas por los incendios forestales declarados en Huelva, León, Albacete y Valencia, por valor de 2,8 millones de euros.

Los trabajos de restauración tienen como objetivo actuar contra la erosión y retirar la madera quemada y los restos que impiden la regeneración, reduciendo también el riesgo de ataque de plagas forestales sobre los árboles dañados, que pudieran afectar al resto de las masas colindantes no afectadas por los incendios.

El incendio forestal en Huelva, se produjo el pasado mes de junio en el paraje de las Peñuelas, en el término municipal de Moguer, afectando también a los términos municipales de Lucena del Puerto y Almonte, con 8.486 ha quemadas, gran parte de ellas arboladas y de gran valor ecológico por su situación en el entorno del Parque Natural de Doñana.

La actuación hidrológico-forestal para paliar los daños causados por el incendio forestal en estas zonas, supone una inversión de 1 millón de euros  e incluye el control de plagas, la adecuación de infraestructuras, el control de aguas y adecuación de cauces, tratamientos selvícolas y de residuos forestales, repoblación y señalización.

En León, el incendio forestal declarado el pasado  mes de agosto en la Sierra de la Cabrera, en los términos municipales de Encinedo, Truchas y Castrillo de la Cabrera afectó a un total de 9.512 hectáreas, de las cuales 3.359  de superficie forestal arbolada de gran valor ecológico. También afectó a valores de la Red Natura 2000, concretamente a 800 hectáreas de la Zona Especial de Conservación ES190110 y 514 hectáreas de la Zona de Especial Protección para las Aves ES4130024.

El presupuesto para los  trabajos de restauración asciende a  1 millón de euros. Las actuaciones están orientados a evitar la erosión y retirar la madera quemada y los restos que impiden la regeneración del terreno e incluyen el control de plagas, el control de aguas y adecuación de los cauces y de infraestructuras, los tratamientos selvícolas y de residuos forestales, así como la repoblación y las actuaciones de señalización.

En el incendio de Albacete, que se produjo el pasado mes de agosto en el término municipal de Yeste, resultó afectada una superficie de más de 3.000 ha, con 873 ha de espacios naturales protegidos en Los Calares del Rio Mundo y La Sima en la microreserva de Peñas Coloradas. También afectó  al LIC y ZEPA Sierras de Alcaraz y Cañones del Segura y del Mundo, dándose además la circunstancia de ser cuenca vertiente directa al embalse de la Fuensanta.

Las obras de restauración, cuyo presupuesto asciende a 500.000 euros, tienen como objetivo la retirada de la madera quemada, así como el restablecimiento de la vegetación existente en la zona previamente al incendio, además de evitar la proliferación de plagas y de procesos erosivos como consecuencia del debilitamiento y pérdida de la cubierta vegetal.

El incendio iniciado en el término municipal de Gatova en la provincia de Valencia el pasado mes de junio, afectótambién a los términos municipales de Altura y Segorbe, en la provincia de Castellón, con un total de 1.414 hectáreas quemadas, 509 de ellas arboladas y de gran valor ecológico por su situación en el Parque Natural de La Calderona.

Con una inversión de 300.000 euros, las obras de restauración tienen como objetivo tratamientos selvícolas y de residuos forestales, control de plagas, repoblación, control de aguas  con adecuación de cauces y de infraestructuras, así como las necesarias actuaciones de señalización.

Compartir.

Leave A Reply