Conoce aquí las calles de Huelva que deben cambiar su nombre

9

26 calles, 3 barriadas, 3 avenidas y una plaza de Huelva capital deberían cambiar su nombre actual, según la propuesta realizada por los expertos a la comisión de Memoria Histórica del Ayuntamiento de Huelva, creada para hacer realidad el mandato de la ley de Memoria Histórica y Democrática de Andalucía, aprobada hace un año.

La comisión se ha reunido la tarde del pasado jueves y no ha finalizado el estudio de todas las calles, ya que ha ido analizando una por una el extenso informe elaborado por dos expertos de la Universidad de Huelva y el autor del libro Callecedario, Domingo Martín, lo que ha provocado que no se llegara a una conclusión definitiva, por lo que deberá volver a reunirse.

Lo que aquí publicamos es la propuesta de los expertos, ya que será la comisión municipal, en la que hay representación de todos los grupos políticos, la que debe elevar a definitivo el listado.

La inmensa mayoría de estos nombres fueron puestos durante la dictadura franquista. Pero hay dos que corresponden al período democrático: son la calle Ernesto Lazo (rotulada en 2006) y la plaza Monseñor Escribá de Balaguer, el creador del Opus Dei, rotulada en 1986. En el primer caso gobernaba el Partido Popular y en el segundo el Partido Socialista.

Las tres barriadas son: José Antonio Primo de Rivera, aunque popularmente se la conoce como Barriada Jose Antonio; Pérez Cubillas y Vicente Mortes.  Y las tres avenidas corresponden a: Manuel Siurot, Pío XII y Federico Mayo.

Esta es la relación completa y los motivos que llevan a los expertos de la comisión a plantear que les sean quitados sus nombres actuales a:

Arcipreste Julio Guzmán, Calle

Calle situada en el popular barrio de Las Colonias, entre Benito Pérez Galdós y la avenida Cristóbal Colón. Fue rotulada el 30 de diciembre de 1952. Está dedicada a Julio Guzmán López, arcipreste de Huelva. El descubrimiento del rótulo se llevó a cabo el 13 de mayo de 1954 y durante la ceremonia estuvo presente el propio arcipreste, el alcalde de la ciudad, Rafael Lozano y toda la corporación municipal. Un año después, el ayuntamiento le nombra Hijo Adoptivo de la Ciudad.

El Arcipreste fue un destacado miembro del nuevo régimen quien ayudó a la represión de las personas simpatizantes a la República y a la propaganda profranquista en Huelva. A través de la obra “La Guerra Civil en Huelva” 4ª. Edición: 2005, de Francisco Espinosa Maestre, página 412 podemos saber que Julio Guzmán era adepto al régimen: Con motivo de la concesión de la Medalla Militar a Gregorio Haro Lumbreras, “héroe de la Pañoleta”, la derecha onubense le ofreció un banquete de homenaje en el Círculo Mercantil por iniciativa del Presidente de Diputación José Calatrigo Morales. Entre los más de trescientos comensales destacaban las autoridades civiles y militares de Huelva y de varios pueblos de la provincia y las representaciones consulares de Alemania, Luis Claus, y Portugal, José Melo Barreto. La prensa destacó que al banquete había asistido “todo cuanto significa y vale en todos los órdenes sociales de Huelva”. Se leyeron además telegramas de adhesión como los del arcipreste Julio Guzmán, el sacerdote Luis Calderón Tejero, Ignacio Cepeda Soldán, Manuel Siurot, etc. También se prodigó en oficiar multitud de misas para la reposición de la bandera y de los crucifijos en las escuelas públicas. Así como en las visitas de los genocidas Queipo de Llanos y Millán Astray a la capital.

Aviador Ramón Franco, Calle

Fue rotulada el 25 de febrero de 1981. Esta dedicada actualmente a Ramón Franco Bahamonde, militar, político y aviador. Nacido en El Ferrol (La Coruña) en 1896 y fallecido en 1938, cuando su hidroavión cayó al mar, apareciendo su cadáver en los alrededores de la isla de Mallorca. Cuando estalló el golpe de Estado, llevado a cabo entre otros por su hermano, se unió a éste participando en distintos bombardeos. Participó activamente en la Guerra Civil española bombardeando algunas ciudades del mediterráneo español.

Barriada José Antonio Primo de Rivera (aunque se le conoce como barriada José Antonio)

Primo de Rivera fue el principal introductor del fascismo en nuestro país. Admirador de Hitler y de Mussolini, mantuvo abundantes contactos con ellos y recibió dinero del último para promover sus campañas de terror local. Su finalidad era la de acabar con la República, régimen emanado de las urnas y expresión de la voluntad popular; su método, la violencia y el terror. Fundó un partido, la Falange, que se dedicó a sembrar el miedo y la discordia en las calles; sus militantes, animados y arengados continuamente a utilizar “la dialéctica de los puños y las pistolas”, fueron los responsables directos de secuestros, asesinatos extrajudiciales, torturas y robos a la población civil desarmada, como muy bien recuerdan todos los testigos de la época.

Esta barriada dedica cada una de sus calles a falangistas onubenses fallecidos en la guerra civil, las cuales son: Calle Manuel María Carrasco: Aparece por primera vez este nombre, en el padrón de habitantes de Huelva de 1945. Está dedicada al falangista Manuel María Carrasco Moreno de la Corte, que murió en el sector del Puerto de Peraleda Monterrubio, a causa de las heridas sufridas durante la guerra civil. Fue brigada de infantería y redactor del diario Odiel.

Calle Montiel Pichardo: Aparece por primera vez este nombre, en el padrón de habitantes de Huelva de 1945. Está dedicada al falangista Antonio Montiel Pichardo, que murió el 6 de noviembre de 1937 durante la guerra civil. Murió siendo alférez de la legión en el llamado monte El Tremolar, situado entre las localidades de Sabiñánigo y Jaca, en la provincia de Huesca. Su nombre fue puesto en las calles de Huelva el 26 de abril de 1944, en la actual vía Presbítero Pablo Rodríguez, pero el 30 de junio de 1971 pasó a su actual ubicación.

Calle Camarada Carlos Moreno: Aparece por primera vez este nombre, en el padrón de habitantes de Huelva de 1945. Está dedicada al falangista Carlos Moreno Cordero, que murió el 27 de diciembre de 1938 durante la guerra civil, en el frente de Tremp (Cataluña).

Calle Camarada Cerrejón Limón: Aparece por primera vez este nombre, en el padrón de habitantes de Huelva de 1945. Está dedicada al falangista Juan José Cerrejón Limón, que murió el 26 de noviembre de 1938 en Cabeza del Buey (Badajoz) durante la guerra civil. En marzo de 1959, su cuerpo fue exhumado del cementerio de La Soledad (Huelva) y trasladado al valle de los caídos.

Calle Fernando Castillo: Aparece por primera vez este nombre, en el padrón de habitantes de Huelva de 1945. Está dedicada al falangista Fernando Castillo Lacarra, que murió en el frente de Teruel el 12 de mayo de 1938.

Calle Camarada García Ramos: Aparece por primera vez este nombre, en el padrón de habitantes de Huelva de 1945. Está dedicada al falangista José Luis García Ramos. Murió el 4 de agosto de 1936 durante la guerra civil.

Calle Camarada Jaime Beneyto: Aparece por primera vez este nombre, en el padrón de habitantes de Huelva de 1945. Está dedicada al falangista Jaime Beneyto Ronda. Murió en el 19 de julio de 1938 en Castellón durante la guerra civil. Era “camisa vieja” de Falange, delegado de prensa y propaganda y tenía el grado de alférez provisional. En marzo de 1959, su cuerpo fue exhumado del cementerio de La Soledad (Huelva) y trasladado al valle de los caídos.

Calle Camarada López Luque: Aparece por primera vez este nombre, en el padrón de habitantes de Huelva de 1945. Está dedicada al falangista José López Luque. Murió el 28 de diciembre de 1938 en Torreverce (Lérida) durante la guerra civil. Era teniente del segundo regimiento de flechas verdes, y murió a causa de heridas de balas producidas durante la guerra.

Calle Camarada Paulino González Mora: Aparece por primera vez este nombre, en el padrón de habitantes de Huelva de 1945. Está dedicada al falangista Paulino González Mora, que murió el 17 de febrero de 1938 en la guerra civil. Se alistó en el ejército al comienzo de la guerra civil y tenía el grado de alférez de infantería de la tercera bandera de falange de Sevilla.

Doctor Cantero Cuadrado, Calle

Está dedicada a Pedro Cantero Cuadrado, primer Obispo de Huelva. Nacido en Carrión de los Condes (Palencia), el 23 de febrero de 1902 y muerto en Madrid el 19 de diciembre de 1978. Cantero Cuadrado había sido capellán del arma de Caballería durante la guerra civil y asesor nacional de la institución falangista Auxilio Social en los primeros años de la dictadura. Estudió Humanidades, Filosofía, Teología y Derecho, pero toda su ciencia la puso al servicio de Franco, como procurador en Cortes, consejero del Reino y, al morir Franco, miembro del Consejo de la Regencia. No bastaba con ser obispo, en Barbastro (1952-1954), en Huelva (1954-1964), y arzobispo de Zaragoza (1964-77). Un verdadero dirigente de la Iglesia de Franco debía llevar su compromiso más lejos, hasta mancharse en la “democracia orgánica” montada por el Caudillo salvador. Para eso habían hecho la guerra y para eso conquistaron la paz. Cantero murió en 1978, tres años más tarde que su Generalísimo. Tenía 76 años. Toda una vida al servicio de la Patria.

El Ayuntamiento de Huelva le nombró Hijo Adoptivo el 29 de mayo de 1964. A esto hay que añadir que, el 6 de marzo de 1959, se le concede la Medalla de Oro de la Ciudad. La calle fue inaugurada el 30 de junio de 1964, asistiendo al acto el propio obispo, el gobernador civil de la provincia, Hernán Pérez Cubillas, y toda la corporación municipal. Más tarde se trasladaron al Seminario de Huelva, donde se inauguró un busto dedicado a Pedro Cantero Cuadrado.

Domingo Borrero de la Feria, Calle

Calle situada en la zona del Conquero, entre las vías Rafael Pabón y Juan de Oñate. Fue rotulada el 22 de marzo de 1968. Está dedicada a Domingo Borrero de la Feria, juez y militar nacido en Huelva en 1906 y fallecido también en la capital onubense el 9 de abril de 1965, a los 58 años. En 1937 fue nombrado jefe del sector de Huelva por Falange Española y de las JONS. Desempeñó el cargo de subjefe del movimiento durante el periodo franquista y le fue concedida la Cruz de San Raimundo de-Peñafort. También fue presidente de la Cámara de la Propiedad Urbana de Huelva entre los años 1938 y 1941. En 1947 nombrado juez municipal de Huelva, ocupando este cargo hasta 1965, año de su muerte. Su hermano Justo, fue diputado provincial durante la dictadura. El nombre de la calle fue solicitado por el gobernador civil de la época, como jefe provincial del movimiento durante la época franquista.

Ernesto Lazo, Calle

Calle situada en la nueva barriada de San Antonio, entre Vasco Núñez de Balboa y Salamanca. Fue rotulada el 16 de enero de 2006. Calle dedicada a Ernesto Lazo Gómez, nacido en Huelva el 12 de noviembre de 1921.

Monseñor José María Escriba de Balaguer, Plaza

Esta plaza se encuentra en la barriada de La Orden, paralela a la calle Gonzalo de Berceo. Fue rotulada el 27 de febrero de 1986. Esta dedicada a José María Escriba de Balaguer. Sacerdote y fundador del Opus Dei. Nacido en Barbastro (Huesca) en 1902 y muerto en Roma en 1975. En 1925 es ordenado sacerdote y, en 1928 funda en Madrid el Opus Dei, En 1981 el Papa Juan Pablo II inicia la causa para su beatificación, que fue declarada el 17 de mayo de 1992. El 6 de octubre de 2002, es canonizado en Roma por el Papa Juan Pablo II.

Federico Mayo, Avenida

Fue rotulada el 17 de septiembre de 1954. Esta dedicada a Federico Mayo Gayarre. Nació en Pamplona 18 de julio de 1894 y fue Capitán de ingenieros del cuartel del Generalísimo durante el golpe fascista del 18 de julio de 1936. Ocupó el cargo de inspector general de trabajo entre 1938 y 1939. En mayo de 1939 es nombrado director general de la Vivienda, cargo que ocuparía hasta la fecha de su muerte en 1954.

Guillermo Poole de Arco, Calle

Está situada en la barriada de la Huerta Mena. Entre la plaza Cristóbal Quintero y la calle José María Patiño. Fue rotulada el 16 de noviembre de 1956. Esta dedicada a Guillermo Poole de Arco. Nacido en Huelva en 1916 y muerto en Lopera (Jaén) el 5 de febrero de 1937. Era hijo de un hombre de negocios de nacionalidad británica afincado en Huelva. William Francis Poole, y de madre española. Al comenzar la Guerra Civil se alista como voluntario del ejército en el lado rebelde, muriendo poco después con veintidós años. Tenía el grado de capitán del Requeté Virgen del Rocío.

El libro de Francisco Espinosa Maestre “La Guerra Civil en Huelva” destaca a Poole de Arco como uno de los responsables en la toma de la cuenca minera:

“La columna Varela, que fue una de las columnas militares de los golpistas encargadas de tomar la sierra, estaba formada por cerca de mil hombres- algunos de los jefes eran José Fariñas (Guardia Civil), Guillermo Poole de Arcos (Requeté) y Celestino Verdier (Falange).” Pág. 220.

Ismael Serrano, Calle

Calle situada en la barriada de la Huerta Mena, entre Pedro Alonso Nino, la avenida Alcalde Federico Molina Orta y la avenida de Pio XII. Fue rotulada el 16 de noviembre de 1956. Esta dedicada a Ismael Serrano Calvo, que se unió a los sublevados nada más producirse el golpe de estado del 18 de julio de 1936 y que perteneció al llamado Requeté Virgen del Rocío con el grado de teniente. Murió durante la guerra civil. El nombre para este personaje, fue pedido por el teniente de alcalde Juan Caballero Lama, en una moción presentada en julio de 1956.

Joaquín de la Torre, Calle

Está situada entre la avenida Alcalde Federico Molina Orta y la calle Juan de la Cosa, en la barriada Huerta Mena. Fue rotulada el 16 de noviembre de 1956. Está dedicada al militar onubense Joaquín de la Torre Lebourg, hijo de un general de infantería del ejército español. En 1922 ingresa en la academia militar de ingenieros. Al estallar el 18 de julio de 1936 se subleva y se alista al ejército rebelde. Murió el 16 de junio de 1938 en Castellón durante la Guerra Civil, siendo capitán.

José María Patiño, Calle

Fue rotulada el 16 de noviembre de 1956. Esta dedicada a José María Patino Morales falangista nacido en Huelva el 1 de marzo de 1923 y muerto en Leningrado (Rusia) el 18 de febrero de 1943. Fue jefe de centuria del Frente de Juventudes en Huelva. El 21 de noviembre de 1942 se alista como soldado en el cuerpo de voluntarios de la División Azul para apoyar a los nazis en el frente ruso, donde encontraría la muerte a los 19 años en el frente de Leningrado. Su cuerpo nunca fue encontrado. Su nombre fue puesto al edificio del Hogar de Auxilio Social de Niñas de Huelva, inaugurado el 30 de octubre de 1938 que estaba dirigido por una de sus hermanas Juana Patiño Morales.

Manuel Rodríguez Zamora, Calle

Fue rotulada el 16 de noviembre de 1956. Esta dedicada a Manuel Rodríguez Zamora, nacido en Huelva en 1916 y fallecido el 15 de agosto de 1937 durante la Guerra Civil. Perteneció al Requeté Virgen del Rocío y ostentaba el grado de alférez.

Manuel Siurot, Avenida

Fue rotulada el 3 de noviembre de 1939. Está dedicada a Manuel Siurot Rodríguez, nacido en La Palma del Condado (Huelva) el 1 de diciembre de 1872 y fallecido en Sevilla el 27 de febrero de 1940, siendo enterrado en la capilla del Corpus Christi de la capital sevillana.

Siurot, conocido por sus proyectos pedagógicos como las Escuelas del Sagrado Corazón de Jesús, dentro del espíritu del Padre Manjón, era también abogado y había sido Magistrado de la Audiencia de Huelva. Ya desde la dictadura de Primo de Rivera era sobradamente conocido en Huelva por su conservadurismo. Después del golpe de estado del 18 de julio de 1936, concretamente el 21 de julio, estando en Aracena fue detenido por su adhesión a la rebelión. Una vez tomado el pueblo por las tropas sublevadas fue liberado. Al poco tiempo de salir de la prisión de Aracena se puso a las órdenes del General Queipo de Llano, siendo compañero de micrófono de uno de los mayores sanguinarios de la guerra y la represión en Andalucía, en sus famosas alocuciones en Radio Sevilla, desde donde sembraban el pánico. ABC, en su edición del 24 de noviembre de 1973, en la página 67, publicó que Manuel Siurot defendió sus convicciones máximas sobre el catolicismo y el patriotismo español en las Charlas por el micrófono de Radio Sevilla, que hicieron famoso al general, “a cuyo servicio se puso Siurot en cuanto pudo regresar a esta capital (Sevilla) tras haberle sorprendido el Movimiento en Aracena, donde convalecía aquél verano”. También junto a otros significados miembros de la derecha onubense se desplazaba con las tropas sublevadas como meros espectadores en la toma de la cuenca minera, así como la firma de telegramas de adhesión al nuevo régimen (véase calle Arcipreste Julio Guzmán).

Marchena Colombo, Calle

Fue rotulada el 4 de enero de 1946. Esta dedicada a José Marchena Colombo, abogado onubense que vivía en la calle General Mola 37 (actual Padre Jesús Nazareno), nacido en Huelva el 13 de septiembre de 1863 y muerto en esta misma ciudad el 27 de mayo de 1948. Entre los cargos que ocupó está haber sido presidente de la Real Sociedad Colombina Onubense fiel defensora de los derechos colombinos relacionados con Huelva, de la que poco después le nombraran presidente perpetuo. El 7 de enero de 1940, el Ayuntamiento de Huelva acordó por unanimidad nombrarle cronista oficial de Huelva. En 1946 se convierte en el decano del Colegio de Abogados de Huelva, cometido que desempeñó hasta la fecha de su muerte en 1948. Ejerció como periodista, colaborando en el Diario de Huelva, La Provincia y Odiel. Le fueron concedidas diferentes distinciones, como la Gran Cruz del Mérito Naval y la Medalla de Oro de la Cruz Roja. Era un ferviente defensor de la causa fascista, como se desprende en el discurso que dio para Radio Huelva y que recoge el Odiel de 28 de agosto de 1936 y que transcribimos a continuación:

LAS MANIFESTACIONES PATRIÓTICAS DE AYER TARDE

Los onubenses congregados en los alrededores del Gobierno Civil aplauden y vitorean a las autoridades en señal de júbilo por la toma de la cuenca minera.

El señor Gobernador Civil y comandante militar y don José Marchena Colombo, presidente perpetuo de la Sociedad Colombina, dirigen la palabra al pueblo desde el micrófono de Radio Huelva.

Discurso de José Marchena Colombo:

¡Hijos de mi tierra, de esta tierra a la que amo tanto y dediqué todas las energías de mi espíritu! El espectáculo que dais esta tarde revela que vibráis en el más hondo de los sentimientos y que Huelva es digna del ejército que ha salvado a la patria del más grave peligro que podía amenazarla: el de perder su continuidad histórica.
El ejército que, con la entrada en Riotinto ha restaurado la paz en nuestras minas, en nuestros campos y en nuestros pueblos, en un gesto de heroísmo y de sacrificio, secundado por el alma nacional, será al que nos una a todos en el amor a España, a la grande España que ha de crear esta juventud henchida de fe y segura de esperanza, a la que yo, en el declinar de mi vida, quiero rendirle en esta tarde que no se borrará de la memoria de los buenos hijos de Huelva toda la admiración que merece.

En estos momentos de emoción las palabras son menos elocuentes que las ansias que se os escapan de vuestros pechos gritando: ¡Viva España! ¿Viva el ejército redentor! Y ¡Viva Huelva!

Y con un abrazo que doy al Gobernador militar y civil, quiero unir el sentir de vosotros al del ejército y al de la juventud que lo secunda.

Ministro Vicente Mortes, Grupo

Está dedicada a Vicente Mortes Alfonso, falangista vallisoletano de pro, hizo los méritos suficientes como para ser nombrado por Franco Ministro de la Vivienda, ingeniero y político español nacido en Paterna (Valencia) en 1921. Entre 1957 y 1959 fue nombrado director general de la Vivienda y director y en octubre de 1969 fue nombrado ministro de la Vivienda cargo que ocupó hasta 1972. En junio de 1972, llegó a Huelva en helicóptero para visitar el estado de alguna de las casas que se estaban construyendo y para inaugurar otras ya terminadas entre las que se encontraban las que llevaba su nombre.

Barriada Pérez Cubillas.

Está dedicada a Hernán Pérez Cubillas, asturiano, nació en Colunga (1905). Estudió Derecho en Madrid y en Oviedo donde obtuvo la licenciatura. La mayor parte de la Guerra Civil la pasó preso en un barco en el puerto de Bilbao por su adhesión con las fuerzas rebeldes, ciudad donde fallecería en 1988. Fue Gobernador Civil y Jefe Provincial del Movimiento en Huelva, entre los años 1958 y 1968.

Pio XII, Avenida

“Levantando nuestro corazón al Señor agradecemos sinceramente con Vuestra Excelencia deseada victoria católica España, hacemos votos porque este queridísimo país, alcanzada la paz, emprenda con nuevo vigor sus antiguas cristianas tradiciones que tan grande lo hicieron. Con estos sentimientos efusivamente enviamos a V. E. y a todo el pueblo español nuestra apostólica bendición”.
(Telegrama de Pío XII al Caudillo el 4 de abril de 1939)

Ruiz de Alda, Calle

Esta calle se encuentra entre la barriada del Molino de la Vega y la Merced, está situada entre el Paseo de la Independencia y la calle Maclas Belmonte y cruzada por la avenida de Alemania. Fue rotulada el 3 de noviembre de 1939. Está dedicada a Julio Ruiz de Alda y Migueléiz, militar de profesión, estuvo en la guerra de Marruecos, donde participó en la toma de Xauen. Ultraderechista convencido, al proclamarse la República en 1931 comenzó a movilizarse con la intención de crear un grupo radical, para lo que contactó con Ramiro Ledesma Ramos, uno de los principales impulsores del fascismo en España. En 1933 creó La Falange junto con José Antonio Primo de Rivera, y formó parte del triunvirato ejecutivo. Fundó el SEU, Sindicato Ultraderechista Estudiantil, conocido por sus agresiones a jóvenes republicanos. También presidió la Junta Política de Falange, tras la fusión con las JONS. Promovió esta fusión e intervino en el mitin del Teatro Calderón del 4 de marzo de 1934. Este falangista, organizador del fascismo en España y defensor a ultranza de la violencia, fue uno de los principales responsables del golpe de estado de 1936, momento en el que ya estaba detenido a causa de sus delitos contra la libertad y la democracia española.

Teniente de Navío Celestino Díaz Hernández, Calle

Fue rotulada el 16 de noviembre de 1956. Esta dedicada a Celestino Díaz Hernández, teniente de navío de la Armada Española nacido en Cádiz que se sublevó el 18 de julio de 1936 contra el gobierno legítimo de la II República, fallecido fusilado a bordo del crucero Libertad, el 3 de agosto de 1936, poco después de estallar la Guerra Civil.

Teniente de Navío José Estrada y Cepeda, Calle

Fue rotulada el 16 de noviembre de 1956. Está dedicada a José Ángel Estrada Cepeda, alférez de navío de la Armada Española, nacido en Huelva el 11 de febrero de 1913 y muerto en Cartagena (Murcia), el 4 de agosto de 1936, al comienzo de la Guerra Civil fusilado por tropas republicanas. Durante los años setenta se le cambio el grado de alférez por el de teniente en el rótulo de la calle.

Teniente de Navío Rafael Bravo, Calle

Fue rotulada el 16 de noviembre de 1956. Está dedicada a Rafael Bravo Gómez, alférez de navío que se sublevó junto a las tropas rebeldes de Franco y que murió fusilado durante la guerra civil en el castillo de La Mola, Mahón, el 3 de agosto de 1936. Nacido en Huelva en 1910, se marcha a San Fernando (Cádiz) en 1928 para ingresar en el ejército y estudiar la carrera de militar. Una vez terminados los estudios, y con el grado de alférez de navío, es destinado a la base de submarinos de Mahón, en la isla de Menorca. Al producirse el golpe de estado del 18 de julio de 1936 se subleva junto a otros oficiales y suboficiales. Durante los años setenta se le cambió el grado de alférez por el de teniente en el rótulo de la calle.

Arcipreste Pablo Rodríguez González, Calle

Francisco Espinosa y José María García en su libro Por la Religión y la Patria dicen expresamente que este Arcipreste ex capellán de la cárcel, fundador de la Hermandad de la Virgen de la Victoria (…) Alguien que participó en fusilamientos que tuvieron lugar en Nerva contó a un familiar de uno de los asesinados lo siguiente. El pelotón lo dirigía D. Litro (alias del presbítero), quien, todavía en el camión que los conducía al cementerio, insistió en dar la comunión a varios de los que iban a morir (…). Este testimonio continúa relatando como el propio cura descerrajó un tiro a un testigo de los hechos. En términos parecidos escriben sobre él Reyes Santana, Manuel y Paz Sánchez José Juan en La Represión del Magisterio republicano en la provincia de Huelva. Págs. 162-163, 245-246, 383 y nota 136.

Ricardo Terrades, Calle

Presidente de la Comisión Depuradora del Magisterio en Huelva. Su perfil y actividad está recogida en el libro de Reyes Santana, Manuel y Paz Sánchez José Juan La Represión del Magisterio republicano en la provincia de Huelva. El colectivo del magisterio fue sin duda el que más padeció la represión franquista. A parte de Bandos y Consejos de Guerra, Tribunales de Responsabilidades Políticas y de Represión de la Masonería y el Comunismo, si había lugar, las Comisiones de Depuración del Magisterio actuaron con especial dureza cuya consecuencia fue para muchos de los que salvaron la vida la caída del escalafón y la pérdida de su condición de funcionarios y de todos los derechos adquiridos.

Por otra parte, la comisión tiene a bien trasladar las siguientes consideraciones para que se tengan en cuenta:

  • Que la Plaza Quintero Báez pase a denominarse plaza de la Palmera que es como popularmente se conoce en Huelva.
  • Que las calles y avenidas denominadas: Guatemala, Santa Marta, Navarra, Badajoz, Oviedo, Portugal, Alemania, Zaragoza, Italia y Legión Española se mantengan, pero a condición de que se realice una moción correctora cambiando el sentido por el que en su día se rotularon así.

Además, se propone que todos los alcaldes republicanos tengan un nombre de calle, que se favorezcan los nombres de mujeres y que siempre que sea posible se recupere el nombre popular o antiguo de la calle a la que se le va a cambiar.

Compartir.

9 comentarios

  1. Amparo Lazo Mérida on

    No acabo de dar crédito a tanta ESTUPIDEZ humana como la que hoy en día hay que soportar, en este caso salgo a defender a un ONUBENSE, con un AMOR y un garante de las peculiaridades de su tierra, como muy pocos creo que se haya dado en nuestra querida HUELVA. CHOQUERO Y PUNTUMBRIEÑO hasta el tuétano entregado a hacer el bien y ayudar a cuántas personas se lo solicitaban o el descubría que lo necesitaban, empezando por su FAMILIA, con mayúsculas pues tiró del carro de 7 hermanos huérfanos de padre antes de empezar la dichosa Guerra Civil, y siguió tirando de todos a los que pudo echar una mano. Persona entrañable, y ejemplar para todos los que tuvimos la fortuna de tenerle cerca. Y sobre todo un amante de HUELVA, sus tradiciones y su cultura, a la que defendió con toda la batería de que pudo abastecerse, lectura, escritura, avidez de conocimiento y d su transmisión, es por eso por lo que se concedió en su día una humilde calle en su muy querido CONQUERO. Podéis quitársela en pro de una Ley de memoria histórica. Memoria habría si los que hacen alarde de la misma, se tomasen como mínimo la preocupación de averiguar quiénes fueron y que hicieron las personas que en un momento dado tuvieron la recompensa de sus conciudadanos de ver su nombre en una calle de su ciudad, os aseguro que muchos de vosotros nunca tendréis esa dicha. MI TÍO ERNESTO LAZO? fué, ante todo un CHOQERO ENAMORADO DE SU HUELVA Y UNA MAGNÍFICA PERSONA. Amparo Lazo Mérida.
    da de su tierra

  2. En nuestra reciente historia, hay como en un chino… de todo. En la guerra civil, se produjeron desmanes por ambos lados… La historia la escriben los vencedores, de ahí que haya tanta calle de falangista y militares sublevados. De haber ganado el bando republicano, nuestras calles,avenidas y plazoletas, estarian tomadas por la nomenclatura Republicana que, recordemos, no tiene sus manos limpias de sangre. Curiosamente, se habla mucho de la Falange en relación con Franco. Os diré que Franco, jamás perteneció a la Falange y que esta, era profundamente antimonarquica. Además, este movimiento politico, hizo una gran labor social cuando un ministro Franquista, y falangista, propuso la creación de los barrios para los pobres que todavia hoy en dia, siembran todas nuestras ciudades. Además de la sanidad universal y las pagas del 18 de julio y navidad para los trabajadores que todavia cobramos con alegria, hospitales de la beneficiencia para los pobres, horfanatos, pensiones de viudedad…. Ni todos eran unos santos, ni todos unos demonios… seamos objetivos. Hay mucha leyenda urbana sobre los personajes que adornan los capitulos más escabrosos de nuestra guerra civil… Que si un cura se dedicaba a descerrejar tiros a los presos… ¿ Nadie ha oido la historia de cuando los republicanos entraron en un convento de monjas, las violaron, desnudaron y cortaron los pechos dejandolas con vida para que muriesen desangradas ???…. Yo, no doy veracidad ni a unas, ni a otras porque no están contrastadas ni documentadas…Lo mismo que hoy en dia en internet se dice lo que se quiere, antigüamente ocurria lo mismo pero de boca en boca y cada uno, aportaba una versión más terrorifica que la anterior. El ser un hijo de puta, no es exclusiva de los Nacionalistas y por supuesto, tampoco de los Republicanos.

  3. Todo lo que sea soltar el LASTRE del FaSCiSMo en Huelva y de dirigentes de causas bélicas y criminales (asesinos de guante blanco), bienvenido sea. Lo triste es que cada ciudad de ESPaTRaÑa está plagada de calles en favor de militares, de cargos religiosos represores y de figuras de desconcertante idolatría católica. Pero más importante sería dedicar una calle a todas y cada una de esas personas que, en su día, fueron sacrificadas/asesinadas por defender valores y derechos sociales, que hicieron alguna labor social extraordinaria (incluso las anónimas) en favor de la población onubense, a aquell@s personajes locales, nacionales o extranjeros que destacaron por su aportacion a la educación, cultura, artes, música, etc., que nos hicieron reir y olvidar las penurias, y que, a pesar de todo, no adoctrinaron en contra de esos valores.
    Claro está que esto debería someterse a votación popular de toda la ciudadanía (no solo de l@s más mayores, sino de l@s más jóvenes también), si es que aún queda algún atisbo de democracia efectiva.

    Aún así, lo más prioritario ahora es luchar contra la miseria que asola al país en todos los aspectos (social, económico, laboral, libertad de expresión, secuestro de la ciudadanía, castigo de las élites financieras sobre la clase obrera, etc.).

    Salud y desobediencia masiva.

  4. Borremos la historia claro.. después de tirar mas de 7 millones de euros en un equipo de fútbol vamos a gastar el dinero en esto.. por cierto, muy ético poner nombres de republicanos, como si ellos tampoco hubiesen matado y tuvieran ideas igual de radicales en otros aspectos. Penoso

  5. Jose Jurado on

    Menuda Paja mental tienes en la cabeza, Jose Manuel Rivero. Al final va a ser verdad eso de que la enfermedad de la ignorancia se cura leyendo. Podrían comenzar contigo para demostrarlo.

  6. A essa calles y plazas se le deberían poner los nombre de los que hicieron la matanza de de Paracuellos, entre los que estaban Carrillo y La Pasionaria.

  7. Jose Manuel rivero forcada on

    Que penita, pecemos la memoria en la replublica, la cual fué un golpe d E en toda regla, nunca se voto, eran unas votaciones municipales de la cuan nunca se informo de los resultados, se asesinaba a destajo y cuando no se votaba lo q queria la izq. Se alzaban en armas, llegando a decir en el congreso el lider socialista q si no ganaban las urnas, ganarían por las armas, mostrando el revolver q llevaba.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies