TERETES: Que no viva el “erredeele”

0

(Texto: Paco Velasco) He de reconocer, y lo hago a gusto, que Pedro Sánchez ha reunido en su gobierno a excelentes titulares de carteras ministeriales. Para empezar, una ministra de igualdad que, a modo de artículo 14 de la Constitución, adjetive, desde la vicepresidencia, a los responsables de los demás derechos fundamentales. Cosa distinta es que la ultrazapaterista Carmen Calvo sea la persona idónea para esta función. Para terminar, me satisface que Pedro Sánchez se haya distanciado de su predecesor psoecialista en cuanto ha prescindido de floreros tipo Aído y Pajín y, en su lugar, se haya rodeado de personalidades del mundo del trabajo muy superiores a él. Lo cual le dignifica.

Dicho lo cual, las distinguidas individualidades no siempre conforman un excelente equipo. A veces, los egos llevan a todo lo contrario. Pensemos, sin embargo, en positivo. Si partimos de la base de que el paro es el problema clave de la España actual, cualquier reforma de la Ley Báñez está condenada al fracaso. Entregar a CC.OO y a UGT las riendas de la negociación colectiva supone una vuelta atrás que generará descontento inversor y lastrará la creación de empleo. De ocurrir esta catástrofe, volveremos a la senda, donde no crece la hierba, del populismo zapateril y bolivariano. O lo que es lo mismo, adiós a la prédica de la igualdad, cerrojo a la puerta de actualización de pensiones, precinto a la equiparación de funcionarios y, en definitiva, saludo al retorno de los indignados, para alegría del dueño del chalet de Galapagar.

Si a sabiendas de lo que se vaticina, –simple estudio prospectivo como la moción de censura que elevó a Sánchez a la presidencia que las urnas le negaron-, deciden gobernar por RDL (Real Decreto Ley), el período gubernamental de Pedro seguirá las pautas continuadas de lo extraordinario. Por qué. Porque el alcance del RDL es restrictivo y limitador y no habilita salvo en casos de necesidad de tan urgente, apremiante. Abusar del “erredeele” es exteriorizar la irrelevancia de la democracia. Supone convertir este procedimiento en una ley escoba que se cachondea de la participación de los ciudadanos en la vida pública.

Tiempo al tiempo en los cien días tradicionales de cortesía, que no tuvieron con el PP. Entiendo que hay ministerios a cuyo frente se encuentran políticos de la talla de Borrell, Grande Marlasca o Robles. Otros compañeros de gabinete me plantean dudas razonables. Veremos quién es nombrado para la Fiscalía General del Estado y qué atajos se han diseñado para el problema secesionista catalán y vasco. Toca tragar quina mientras se espera.

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies