Socorren a una anciana que llevaba caída un día en su casa de Aroche

0

La Guardia Civil ha auxiliado a una mujer de 89 años de edad, que vive sola, tras sufrir una caída en su domicilio. Los hechos sucedieron a mediados de agosto, cuando en el puesto de la Guardia Civil de Aroche, se recibió la llamada de un particular, informando que una amiga de la localidad, le había llamado por teléfono para contarle que le habían sustraído un mantón de Manila de su domicilio, que esta persona es de avanzada edad y al estar impedida no podía salir de su casa, solicitando a los agentes si la podrían atender en su vivienda, ya que él se encontraba en Sevilla, y no tiene vehículo para desplazarse a la localidad.

Esa misma noche, una patrulla acudió al domicilio para comprobar lo sucedido, siendo atendidos por la mujer desde el balcón, ya que la vivienda está en el primer piso y ella no podía bajar para abrir la puerta de acceso al inmueble, comentando a los agentes que no sabía si el mantón se lo habían sustraído o lo había extraviado y que no deseaba interponer denuncia. Debido a la avanzada edad de la señora, 89 años, y a su estado de salud, los agentes, unos días después de la primera visita, decidieron realizarle otra visita, ya que vive sola, no tiene familiares y no puede salir de su domicilio, para comprobar que se encontraba bien, tras haberla notado algo nerviosa cuando acudieron por primera vez a su domicilio. Una vez allí, llamaron varias veces a la puerta, no contestando nadie, ni siquiera a su teléfono particular, por lo que alertados, decidieron contactar con una vecina que al parecer tenía unas llaves, para poder entrar y comprobar el estado de salud de la mujer.

Ya en el interior, se pudo observar que la puerta de su habitación estaba cerrada. Al intentar abrirla, los agentes pudieron ver como el cuerpo de la anciana impedía la apertura de la puerta, decidiendo buscar otra manera de entrar, ya que la mujer podía haber sufrido una caída, para no ocasionarle más daños.

Por ello, se solicitó al Ayuntamiento una escalera, para poder acceder por la ventana. Una vez dentro, la mujer se encontraba consciente, tumbada en el suelo, comentando a los agentes que se había caído, sufriendo un fuerte golpe en la cabeza y en la cadera y que no podía moverse, estando algo deshidratada debido a las altas temperaturas registradas en esos días, dándose aviso inmediato a los Servicios Médicos, que a su llegada la inmovilizaron y le dieron traslado al Hospital Comarcal de Riotinto, donde continua ingresada.

Gracias a la actuación de los agentes, la mujer fue encontrada con vida, ya que hasta el martes 21 no preveía ninguna visita en su domicilio, circunstancia que podía haber repercutido gravemente en su estado de salud, ya que cuando fue encontrada llevaba al parecer un día tumbada en el suelo, sin ingerir alimentos y sufriendo las altas temperaturas.

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies