Emilio León: “Los tres partidos que quedan los tenemos que tomar como si fueran de la fase”

0

Emilio León, jugador del Pedro Alonso Niño, en labores defensivas.

La jornada del pasado domingo, en la que el Club Balonmano Pedro Alonso Niño de Moguer celebró sus 40 años, ha quedado grabada en la mente de muchos de los que la vivieron. Con ella se puso en valor el patrimonio humano del que disfruta la entidad y se dio realce al buen momento institucional y deportivo que atraviesa, ratificado con una gran victoria sobre el Amibal Toledo por 28-21.

En este encuentro cuajó una gran actuación Emilio León, uno de los pilares del equipo, que estuvo impecable en defensa y también aportó cosas en ataque. De todo lo vivido ese día, el central sevillano recordó que “fue muy bonito, un momento especial para todos y afortunadamente todo salió bien. Pude estar con antiguos compañeros y gente que hace tiempo que no veía y además conseguimos ganar con solvencia”.

De la última victoria León, que lleva 49 goles esta campaña, valoró especialmente la mentalidad ganadora que tuvo el grupo desde el primer momento. “Salimos muy concentrados, y así venimos entrenando también las últimas semanas. La derrota en Tenerife nos hizo mucho daño en su momento y nos dimos cuenta de que había que despertar y que sin sacrificio y esfuerzo no volveríamos a ganar”. Es por ello que el resultado fue que “otra vez tuvimos sensaciones de la primera parte de la temporada y esperamos seguir así hasta la fase”.

Además comentó del partido que el equipo fue capaz de mantener el nivel cuando el rival se dedicó a realizar un juego brusco y destructivo, ya que “ellos no querían jugar, pero no caímos en la trampa y estuvimos bien hasta el final”, a lo que agregó que “durante todo el año hemos defendido 6-0 y hemos introducido una defensa 5-1 con Javi Ollero de avanzado, que es un especialista en eso, y todo el mundo estuvo muy bien. Además hay que destacar el trabajo de los técnicos, que nos dieron muchas explicaciones de cómo hacía Toledo las cosas y eso nos facilitó todo mucho”.

Exigencia en el fin de temporada

Ahora el equipo tiene por delante un último sprint ante Maristas Algemesí, BM Madrid y BM Nava, con el objetivo de ganar los tres para acabar primeros. “Los tres partidos que quedan los tenemos que tomar como si fuera de la fase en todos los sentidos. Nos medimos a dos equipos de la parte alta de la tabla y el nivel de los rivales será parecido en la fase y nos van a exigir”, indicó el central sevillano.

No obstante, León resaltó la dificultad que entraña en esta liga cada partido para el Pedro Alonso Niño. “Al ser los primeros todos rivales que se enfrentan a nosotros están muy motivados. Algemesí no nos lo podrá fácil y la Nava será más difícil todavía y todos sabemos que no es lo mismo ser primeros que segundos. Siendo primeros tenemos mucho ganado de cara a la fase. Estamos muy contentos por estar ya clasificados y si somos segundos será más complicado, por lo que buscamos el remate a la liga”.

Precisamente el equipo amarillo alcanzó la fase de ascenso la temporada pasada ganando con autoridad en Algemesí un partido a priori muy complicado, ya que los valencianos son fuertes en su cancha. “El cuerpo técnico esa semana trabajó muy bien con nosotros, sobre todo en el aspecto psicológico y salimos muy enchufados. Sabíamos que sí ganábamos teníamos la fase de ascenso y nos salieron las cosas bien en todos los aspectos, portería, defensa y contrataque. Además en casa ya nos crearon problemas y teníamos la mosca detrás de la oreja”, recordó el jugador.

El maestro alaba al discípulo

En lo personal Emilio León está en un buen momento y satisfecho con su rendimiento esta campaña. Del partido ante Toledo, exigente como siempre consigo mismo, consideró que “en defensa salí muy contento, pero en ataque hubo dos o tres lanzamientos que fallé y algunas pérdidas de balón”.

Por otro lado, quiso responder a su hermano Moisés las palabras de elogio que tuvo hacia él y manifestó que “volver a jugar con él es estupendo. Como hermano es impresionante y está para ayudar en todo lo que le pides y como compañero es igual. Además es la alegría de vestuario, siempre haciendo gracias”. También señaló que “el decía que de pequeño quería ser como yo y yo creo que el discípulo ha superado al maestro, porque tiene aún mucho margen de mejora. Es un jugador muy sacrificado y constante en su trabajo y tiene todas las virtudes necesarias para jugar al alto nivel muchos años. Su fichaje ha sido un acierto y todavía tiene mucho que dar”.

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies