Aprobado raspado en la mitad de la liga

0

Partido de esta temporada entre el Recreativo y el Mirandés. (J. Pérez)

(Texto:Rafa Mora) Finalizada la primera vuelta es tiempo para hacer análisis y valorar la actual temporada que está realizando el Recreativo de Huelva con Sergi Barjuan como máximo responsable del banquillo albiazul en el primero de los tres años que ha firmado como técnico recreativista. El Decano llega al ecuador de la competición décimo tercero en la tabla con 28 puntos, a cinco puntos de la zona de promoción y ocho por encima de la zona de descenso. Si se fija la permanencia como único objetivo del Recreativo en el nuevo proyecto directivo y deportivo que comandan Pablo Comas y Sergi Barjuan, la nota sería un notable, ya que el equipo onubense apenas si ha pasado algún apuro para mirar a la zona baja de la clasificación y ha estado en esta primera vuelta más cerca de los puestos de promoción de ascenso a Primera que de descenso a Segunda B. Sin embargo, con la nueva propuesta deportiva que promulga este Consejo y su hombre de confianza en los banquillos, con fútbool vistoso y de toque, lo cierto es que el equipo ha ofrecido partidos de gran factura y nivel, plantándole cara a los mejores conjuntos de la categoría, pero a su vez ha demostrado tener graves carencias en la asimilación de los nuevos conceptos tanto en defensa como en ataque, lo que lo ha llevado a un enorme irregularidad durante todo el primer tramo de la competición, siendo capaz de lo mejor y de lo peor. De ahí que su nota hasta el momento sea de un aprobado pero raspado, ya que ha demostrado ser un muy buen equipo en unas jornadas y un pésimo conjunto en otras.

En el aspecto positivo hay que reseñar por encima de todo las cinco primeras victorias que encadenó el equipo en el Nuevo Colombino rayando la perfección en algunos de los encuentros y siendo capaz de superar a adversarios fuertes como Murcia, Alcorcón ó Villarreal entre otros. Además, en el plano personal si hay tres futbolistas que haya que destacar por encima del bloque son primero el onubense Chuli, máximo realizador del equipo con nueve tantos en su primer año en la categoría; segundo Alexander, que en su debut también en la categoría y a pesar de su irregularidad, ha dado muestras de tener desborde, gol y mucho peligro en ataque y; tercero Montoro, un pilar clave en el centro del campo albiazul y cuya ausencia en el campo es sinónimo de debilidad y de derrotas en el cuadro albiazul.

En el aspecto negativo está la racha ya en la recta final de la primera vuelta de cinco jornadas seguidas en las que el equipo sumó dos puntos de quince posibles, dilapidando su gran arranque liguero, unido a su debilidad y fragilidad a domicilio en el primer tramo de la liga, donde sólo fue capaz de sumar un punto de quince, aunque ese extremo ya lo ha superado y ahora paradójicamente saca más puntos lejos del Colombino que en su propio estadio. A nivel personal, futbolistas como Brozek, Riolfo, Pardo, Alejandro, Marco Navas ó Ernesto han sido una gran decepción y están dando un bajísimo rendimiento para lo que se esperaba de ellos.

El Decano ha sumado 26 tantos en 21 partidos (por debajo de la media de la categoría aunque son números aceptables) pero ha encajado 34 en 21 partidos, siendo el segundo peor equipo de la categoría junto al colista Hércules y el Barcelona B y solo mejor que otro filial, el Real Madrid Castilla. Aquí radica el principal problema del equipo y que todavía a día de hoy Sergi Barjuan no es capaz de solucionar.

Por líneas, la portería ha generado muchísimas dudas durante gran parte de la primera vuelta, hasta el punto de que el equipo se ha convertido en uno de los conjuntos más goleados de la categoría debido a su fragilidad defensiva y a los errores de su guardameta Alejandro en algunas jornadas, lo que le costó en la jornada 14 ser sustituido por Cabrero tras haber encajado 26 tantos en 14 partidos. Estos pésimos números han podido ser cortados, ya que Cabrero ha recibido cinco en seis jornadas.

En defensa y con el nuevo sistema de juego, la línea de retaguardia lo ha bordado en algunos encuentros y ha sido un completo desastre en otros, siendo muy vulnerable. Hombres como Córcoles, Manolo Martínez, Morcillo y hasta Zamora son casi fijos para Sergi, mientras que Cifu ó Fernando Vega se han repartido los minutos, llamando mucho la atención que un futbolista clave la pasada campaña como Bonaque apenas haya aparecido en la primera vuelta.

En el centro del campo Dimas, Montoro y Matamala son claves en este proyecto y cuando no están alguno de los tres el equipo no funciona. Jesús Rubio tiene una gran calidad de medio campo hacia delante pero su debilidad defensiva ha hecho que Sergi sólo lo utilice en las segundas partes, mientras que Borja Granero no ha aprovechado sus oportunidades y está por debajo del nivel del resto de la plantilla. Puigdollers ahora en enero se espera que aporte competencia.

Y en la delantera, Chuli, Alexander y Jonathan Valle se han convertido en el tridente referencia con la figura del falso nueve, aunque el equipo echa en falta llegada y profundidad por banda y jugar más con un nueve nato rematador. Chuli es el mejor por números del equipo y Alexander y Valle aportan velocidad y mucha calidad al ataque. Brozek es la gran decepción arriba, Berrocal no se adapta a este sistema de juego y Riolfo es otro caso Peinado como la pasada campaña.

Por delante está toda la segunda vuelta y el hecho de que el equipo mejore o empeore los números que de momento presenta en el ecuador de la competición.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies