Ecomuseo ‘El Pintado’, el molino mareal mejor conservado

0

Visita al molino de El Pintado.

La delegada territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, Carmen Lloret, ha destacado al Ecomuseo Molino ‘El Pintado’ de Ayamonte como un instrumento clave para la divulgación del patrimonio natural y cultural del paraje de las Marismas de Isla Cristina y su contribución a la dinamización socioeconómica del entorno. Lloret, en el marco de su visita a este edificio singular junto al alcalde de Ayamonte, Antonio Rodríguez Castillo, ha resaltado el valor arquitectónico, etnográfico y ambiental de un enclave único que fue restaurado en el año 2008 como centro de interpretación con una inversión de la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente de alrededor de 400.000 euros.

El complejo turístico de ‘El Pintado’, que se completa con un sendero peatonal acometido por la Dirección General de Costas que lo conecta con el casco urbano de Ayamonte, constituye el molino de mareas más importante y mejor conservado de toda la costa suratlántica española, con un edificio construido con piedra ostionera, un recurso de color marrón formado por restos cementados de conchas marinas, arenas y piedras erosionadas del mar y muy resistente a la salinidad. El conjunto museístico permite no sólo comprender el ecosistema, sino también la interacción humana con el mismo y la cultura ligada a ese medio de vida tradicional.

El centro consta de una sala audiovisual, un espacio dedicado al paraje natural Marismas de Isla Cristina, incluido en la lista europea Red Natura 2000 y catalogado como Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA), y otro reservado a las aplicaciones de consulta de la Red de Espacios Naturales Protegidos de Andalucía (RENPA). Otro de los atractivos es la sala de molienda, que acerca al visitante a la historia del molino, al oficio artesanal del molinero y a la tecnología hidráulica por la que el agua, con la fuerza de las mareas, era capaz de mover a gran velocidad piedras de hasta 700 kilogramos.

Los molinos mareales empezaron a instalarse en la costa atlántica a partir de la conquista cristiana, en la segunda mitad del siglo XIII. La presencia de rías, estuarios, marismas y mareas medias convertía toda la franja que va desde Faro (Portugal) hasta Cádiz en un entorno idóneo para estas infraestructuras de agua salada. Llegó a albergar más de un centenar, de los cuales el de ‘El Pintado’ fue el mayor de la costa onubense. Otros del río Piedras estuvieron alejados diez kilómetros del litoral y uno de los de Huelva capital dio nombre a una barriada. El último que funcionó en el suroeste peninsular fue el Molino Novo de Ría Formosa, activo hasta 1970.

Manuel Rivero ‘El Pintado’

El Ecomuseo recibe su nombre en homenaje a Manuel Rivero ‘El Pintado’ (1697-1780), un ayamontino que fue considerado uno de los comerciantes más sobresalientes de la burguesía andaluza del siglo XVIII y un gran benefactor de su tierra a través del variado patrimonio que logró acaudalar. Procedente de una familia humilde vinculada al comercio con América, debe su apodo a las manchas que le dejó como secuela una viruela infantil. Inició su aventura mercante a los 14 años al enrolarse como grumete en la Carrera de Indias. ‘El Pintado’ llegó a ser Alcaide del Castillo de Ayamonte y Teniente de Corregidor y Justicia Mayor de la Ciudad y Villas del Marquesado de Ayamonte. Destinó parte de sus beneficios a obras solidarias y al encargo y adquisición de una importante colección de esculturas, pinturas y retablos, entre otros bienes artísticos.

 

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies