Huelva es la provincia con menos mujeres jóvenes infractoras

0

El director general de Justicia Juvenil y Cooperación, Francisco Ontiveros, ha visitado junto con la delegada territorial de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local en Huelva, María Ángeles Muriel, el Centro de Internamiento de Menores Infractores (CIMI) Odiel, donde ha destacado la labor de “referencia” que se realiza en el mismo con los adolescentes que cumplen medidas de internamiento impuestas por los juzgados de Menores. Ambos han visitado también el centro de día ‘La Botica’ en Huelva y el grupo educativo ‘La Salinilla’, donde cumplen medidas seis jóvenes infractoras.

En la visita, el director general ha podido conocer todas las instalaciones del CIMI, en funcionamiento desde 2016, y donde en la actualidad están cumpliendo medidas 21 menores. “El sistema de Justicia Juvenil está completamente consolidado y queremos seguir desde la Consejería de Justicia el empuje y la fuerza que se merece”, ha explicado a los periodistas Ontiveros. En este sentido, ha asegurado que “la Consejería quiere seguir liderando el sistema de Justicia Juvenil “, pues es un “ejemplo y referente para todas las comunidades autónomas”, y al que cada año se destinan más de 80 millones de euros.

La delegada ha destacado que el CIMI Odiel es “un centro de referencia para el resto de centros de internamiento, en los que los menores encuentran las herramientas que necesitan para su reinserción”. “Lo que tenemos que pretender con el menor es su recuperación en la sociedad, por eso tanto en los centros de medio abierto como en los de internamiento son fundamentales los programas socioformativos”, ha indicado Ontiveros.

El director general también ha garantizado que “hay plazas suficientes” para que los menores que cometan algún delito en Huelva cumplan en su provincia las medidas impuestas por un juez. Además, ha asegurado que en la actualidad la Junta dispone de “plazas más que suficientes en Andalucía, pues hay más plazas que menores cumpliendo medidas”.

Por su parte el director del CIMI Odiel, Jesús Sánchez, ha agradecido “el apoyo de las instituciones” y ha puesto en valor la necesidad de “dotar a los menores de las máximas herramientas posibles para que una vez que salgan del centro puedan utilizarlas para desarrollarse como personas”.

En Huelva, en 2018 se ejecutaron un total de 288 medidas, de las que 247 eran de medio abierto y 39 en régimen cerrado. En el primer caso, el delito más común fue el de lesiones y el 89% de los menores eran varones, siendo Huelva la provincia con menor población infractora femenina. Por otro lado, los jóvenes que cumplieron su medida en centro cerrado lo hicieron en su mayoría en régimen semiabierto y por un delito contra el patrimonio.

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies