Domingo 27 de Noviembre de 2022

VENTANA DEL AIRE: Atrapar los instantes

0
Comparte esta noticia en tus redes sociales

(Firma: Juan Andivia Gómez) La película “El momento que queda”, de los hermanos Lagares e Isabel V. Shelly, presentada en las sesiones especiales del 45 Festival de Cine Iberoamericano de Huelva, se proyectó el sábado día 16 en el Gran Teatro.

El argumento es sencillo: Una veterana actriz decide reencontrarse con el amor de su juventud y, para ello, vuelve a su pueblo natal Rociana. En apariencia se trata únicamente de esto, del cruce de dos historias, la de los amantes jóvenes y la de los actuales, siempre unidos por lo que pudo ser y no fue, debido a la carrera cinematográfica de Mª José Molero, en Madrid, encarnada por Mª José Al-fonso que, a la par y en distintas entradas de una supuesta entrevista, aprovecha para hablar de sus compañeros actores y, especialmente, del director onubense Manuel Summers.

Pero la cinta va mucho más allá, quizá porque el arte puede conseguir que la imagen externa de las cosas nos revele su verdad interior y que lo que sucede en la pantalla exprese lo real y lo irreal, lo visible y lo imaginado. De esta manera, cuando se consuma el encuentro con Juan ya no se cuenta un suceso cualquiera, sino que la ingenuidad del relato adolescente se convierte en el decorado de un presente repleto de ternura. Al mismo tiempo, está el río, el paisaje, la luz, las calles, las plazas, la gente, los niños; y un relato bien pautado que lleva al espectador a comprender el título.


La intención estética del filme se completa con la certeza de que la vida está formada por retazos insustituibles de emociones: Encontrar piedras en el río, recogerlas, pintarlas, mojarse los pies, abrazarse en el regazo único del río de las aguas tintas, pensar, recordar, volver a vivir.

Juan A. Guzmán se estrena en el cine con gran soltura y no desmerece su papel principal; tampoco los demás actores y actrices noveles.

Contradiciendo a don Antonio Machado, que escribía “Tras el vivir y el soñar, /está lo que más importa: / despertar”, en esta película lo que más importaría sería no despertar; pero solo de esto está hecha nuestra existencia, de memoria, memoria, momentos que quedan.

Comentarios

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies