Juanma Vaz nos presenta su ‘Hermano del Viento’

0

La vida en sus caminos nos pone delante a gente especial. La vida moderna, las redes sociales, la misma pandemia nos puso en suerte a este Junama Vaz uno de esos onubenses nacido entres las rías del Tinto y el Odiel a los que la cabe la provincia entera en el corazón, desde el Guadiana, vivió en Ayamonte donde compuso y dirigió comparsas, hasta el Guadalquivir, ha sido vecino y director del Coro Nuestra señora del Rocío de Almonte , músico vocacional, se compró una guitarra con 17 años y transitó por el rock sinfónico y el jazz, pasó por el flamenco, los carnavales y llegar a las reinas de la música popular andaluza las sevillanas y la rumbas. Premio como autor de la mejor sevillana rociera del año 93 por votación popular y consigue también 4 años seguidos, premios al mejor disco del año, mejor Coro y mejor sevillana del año en otras emisoras de radio. Escribe original, profundo y siempre cerca de la Virgen del Rocío. Marismeños, Romeros, Amigos de Gines, las Carlotas, el Mani y los mejores años del Coro de Almonte han disfrutado de su creatividad.

Bancario ( y triunfador también en eso) de profesión, su modestia y naturalidad le alejan del foco mediático y huye del postureo- En 2019, sale a la luz un trabajo discográfico llamado “VIVENCIAS” en un doble CD, con 34 temas seleccionados de sus composiciones ya realizadas, pero hechas a su manera, grabado desde su propio estudio y con la mayor sencillez, pero hecho para todos los buenos rocieros. Ahora publica Hermano del Viento. Y hablamos con Juanma Vaz, de los divino y de lo humano.

–¿Estás loco? Sacar un disco de Sevillanas con la que está cayendo Y un disco que más allá de la religiosidad popular entra en la profundidad de la fe y de los comportamientos del cristiano y rociero del siglo XXI.

–Amigo Javier, hay que estar un poco loco es verdad, pero creo que es el momento. En una situación como la que atravesamos, poder darle a la gente alegrías, removerles buenos sentimientos y colaborar a que esta pandemia, con música sea menos dolorosa, es importante.

Sobre su temática, siempre en una gran mayoría de mis temas, sobre todo los rocieros, me gusta llamar a la conciencia de las personas y que los comportamientos y sentimientos rocieros sean lo más puro posibles, que los defectos humanos que todos tenemos, los podamos ir puliendo con la Fe rociera y estando lo más cerca posible del buen camino hacia ELLA.


–¿Se puede vivir de las sevillanas?

–Afortunadamente no ha sido mi necesidad como sabes, pero me consta que es muy complicado. Hubo años en los que los grandes grupos, sí pudieron vivir muy bien de la música, pero ahora es muy difícil. La invasión de músicas internacionales ha inundado a los medios de comunicación, a las plataformas digitales, la industria del disco está fastidiada y teniendo que reinventarse, porque el soporte físico del disco ya no se vende. La música se consume por streaming, por redes sociales y a través de estas plataformas digitales. Los reproductores de CD ya se están quedando como piezas de museo y ni los automóviles nuevos tienen ya este medio para escuchar música. La música popular andaluza ha pasado por horas bajas, pero siento que hay brotes verdes y estoy sorprendido gratamente con lo que estoy viendo ahora.

–Cantas cosas que escribes y pones música tú mismo, cantas cosas que escriben otros y a las que les pones música y otros cantan otras cosas que tú les has escrito o les has puesto música.

Realmente Javier, disfruto de cualquier forma de compartir música. Tengo unas 200 obras grabadas y dadas de alta en la SGAE y muchísimas en mis archivos y hay de todo. Posiblemente la mitad sean escritas y compuestas por mí y la otra mitad, música compuesta para autores amigos que me envían sus letras para ello. Pocas tengo de letra mía y música de otra persona, ya que cuando hago una letra es para ponerle música rápidamente, salvo que sea una petición. Por ejemplo, Jose Manuel Moya, me pidió que le hiciera una letra para grabarla Los Romeros de la Puebla, para él ponerle música. Fue aquella sevillana que hablaba de la relación entre Los Romeros y el fervor rociero, “NUESTRO CANTO ES PARA TI” Su estribillo: Nos tendremos que morir, con esta alegre condena, que nos hiciste sentir, nacimos “pa” Los Romeros, nuestro cante es para TI.

–Hablamos de la música popular que sigue evolucionando, es como un fósil que evoluciona, algo contradictorio.

–Creo Javier que la música popular, es como un junco de la marisma. Se tambalea y los vientos que vienen lo agacha y lo lleva hasta casi el suelo, pero su raíz es firme. En Andalucía, las costumbres, tradiciones, nuestra música tienen buenas raíces y al menos por ahora, no han sido capaces de matarla. Yo era muy pesimista hace unos años, pero estoy viendo un resurgir y creo que incluso esta pandemia está empujando la creatividad en este sentido. En esta primavera han salido muchísimos discos de sevillanas, hay emisoras de radio que vuelven a tener programas que antes no tenían y algunas que tienen sevillanas todo el año, no solo en primavera. Habrá que ver con el tiempo, si es un resurgir o todo se quedará en buenas intenciones, pero tengamos esperanza y sigamos empujando los que queremos conservar lo que es bueno y nuestra música popular lo es.

–¿Qué tópico no soportas sobre el Rocío?

–Que digan que es una romería para solo bailar, cantar y ligar. Donde hay seres humanos, está claro que hay de todo, pero conozco a personas que tienen 80 años y siguen haciendo varios días de camino hasta el Rocío, con las incomodidades que eso tiene, por bien que vayan. Y conozco la Fe de un pueblo como Almonte, donde el Rocío se vive de una manera muy especial y conozco a gente de Hermandades rocieras que su vida está relacionada día a día con el fervor y la pureza del Rocío. Me acuerdo de una de mis composiciones que viene muy bien para esta pregunta. “EN LA BRISA LIMPIA Y PURA, MARIPOSAS DE COLORES, VAN LIBANDO LA DULZURA, QUE OFRENCEN MILES DE FLORES, LAS MOSCAS BUSCAN BASURA”, que quiere decir, que por muy bonito que sea un jardín lleno de flores, si entra una mosca buscará basura y, por tanto, si alguien quiere ver cosas negativas las va a encontrar, pero yo me quedo con lo positivo. Como decía el PAPA, “Ojalá que todo el mundo, llegue a ser rociero”. Ese espíritu de hermandad de la gente en los caminos, compartiendo lo que llevan, transmitiendo su alegría, todo en torno a una devoción, me quedo con eso y los tópicos para quien los alimentan y para las moscas.

–¿Ha llegado a emocionarte componiendo?, ¿o cantando? ¿O escuchando un tema tuyo?

–Si Javier, recuerdo por ejemplo una vez que le estaba haciendo una guardia a la Virgen del Rocío, cuando estaba en Almonte. Quedaban pocos días para que se terminaran aquellos 9 meses y por tanto se marcharía al Rocío de nuevo, para estar 7 años. Eran sobre las 6 de la madrugada después de una noche maravillosa juntos con 6 amigos, donde cantamos, donde rezamos y en un trozo de papel de unos dulces que teníamos para el café, me puse a escribirle, lo que luego fue la sevillana “UNA NOCHE DE GUARDIA”. Mi amigo Manuel (santero de la Virgen muchos años) se quedó dormido, echado sobre el altar y al terminar la cuarta sevillana, me emocioné: “YA NO TE PODRE SOÑAR, ENTRE JARRONES DE FLORES, CUANDO DAS LA CABEZA, DESPUES DE GOZAR LA NOCHE Y SENTAO JUNTO A TU ALTAR, ME PREGUNTA MIL VECES, COMO YO TU CENTINELA, SI ERES TU QUIEN ME PROTEGE. Al terminar esta cuarteta, se me saltaron las lágrimas.

–Cantando muchas veces, no en un escenario, pero si cuando le cantaba el Coro de Almonte a la Virgen en la calle Moguer, en esa década de los años 90. Terminaba siempre llorando.

–Escuchando un tema mío, llorar no, pero que se me pongan los pelos como escarpias muchas veces, por ejemplo, en este disco de HERMANO DEL VIENTO, escuchando como estaba quedando el tema de tu autoría EL QUE ABUSA DEL CABALLO. Una letra tan sensible que da pellizco, cuando la escuchas con música y arreglos, te llega a lo más hondo.

–El mundo está muy tiquismiquis, no es una burbuja el mundo de las sevillanas, es fácil pisar callos

En mi caso no, porque grabo lo que realmente me gusta y no me importa que haya colectivos que pueda no gustarle, pero es cierto que yo no tengo la música como profesión para vivir. Me consta que hay artistas que no graban un tema, si su letra puede afectar a algún colectivo y le pueda perjudicar.

–He pensado siempre que, en esto de las sevillanas, incluso del flamenco, hay que tener cuidado cuando eres profesional, cualquier chiquillo te puede dar un baño, cualquier abuela acaba con el cuadro

No lo siento así, porque tengo muy claro que eso es una realidad que perfectamente se puede dar y de hecho se da. El arte está en la calle y en muchas personas que, no siendo profesionales, pueden entregarlo y sorprender. Un buen profesional debe saber esto y ser humilde. Lo triste de esto, es que la gente en vez de disfrutar del arte variado, siempre le guste hacer comparaciones y crear rivalidades absurdas. Somos un país que, si nos gusta por ejemplo un artista, todos los demás son secundarios. Si somos de un equipo de futbol, odiamos al rival. Madrid/Barcelona, Betis/Sevilla, Macarena/Esperanza, Rocío Jurado/La Pantoja, etc, etc,

Debemos valorar el arte, en todos los sentidos y con el mayor respeto hacía quien lo regala, sea profesional o no. Cuando veo a alguien gacel algo con arte lo que hago es disfrutar y aprender.

–Supongo que usted ha venido hablar de su libro Háblanos de Hermano del Viento. Su gestación, su predicción, su distribución, su promoción…

–Javier, se ha gestado durante el confinamiento y los meses de pandemia. Ante la necesidad de tener la mente ocupada y para soportar mejor la situación, la música ha sido mi refugio, mi ayuda y mi musa. Fíjate que todavía no ha pasado 1 año y he sacado 9 singles al mercado y ahora estos 15 temas de Hermano del Viento. Lo que hice fue, echar manos del cajón donde tengo letras de autores amigos y ponerme a hacer música y también a escribir, todo porque tenía un gran momento de creación. El disco es muy variado y aparte de temas de mi autoría, participan grandes autores, Fernando Romero Vallín, el padre Quevedo, Juan A. Hurtado y como no, lleva dos temas dedicados a los caballos que son tuyos, eres un fenómeno escribiendo y me ha encantado colaborar contigo en este proyecto discográfico.

En cuanto a la distribución, tengo mi propia distribuidora Alaro Music, que a su vez me produce. Me lo hago casi todo Javier, compongo, grabo, arreglo, fabrico, produzco y distribuyo…

Estoy en la primera semana de promoción digamos y las redes sociales están calentitas o a tope. Gracias a Dios tengo muchos seguidores que llevan en volandas y el disco está ya en todas las plataformas digitales, físicamente en la web de alaromusic.com y en mi página de Facebook y en mi canal de YouTube, iré colgando semanalmente un videoclip de los temas, para darle una mayor difusión. En medio entrevistas, programas de radio, etc, pero dada la situación, limitando al máximo las reuniones, tratando de hacerlo de forma virtual, telefónica o medios escritos.

–Hay mucho rociero y mucho seguidor de las sevillanas distribuidos por todo el mundo. Tendrás mil anécdotas sobre el tema.

–Efectivamente Javier, como te comenté antes, mi gasolina son mis seguidores y los comentarios que me hacen en las redes a cada publicación que hago. Tengo personas que me siguen desde hace más de 30 años. Algunas que me trasladan que, por culpa de una actuación en su día, fueron rocieros y siguen ahí. Tengo miles de anécdotas, por decirte alguna, un periodista del periódico LA PRENSA de Buenos Aires, vino al Rocío a hacer un reportaje. Lo vi en el camino y llevaba en su coche un cartel (10.600 Km hasta la Blanca Paloma). Lo paré y lo invité a tomar algo. Todo el camino estuvo con nuestra reunión. Era agnóstico. Fundó la Hermandad de Buenos Aires y estuvo años viniendo y haciendo reportajes.

Hay muchos rocieros por el mundo y no hay nada más bonito, que recibir mensajes, que te digan que tus temas son los rezos de cada noche cuando se ponen los cascos, o que les ayudan a estar fuera de Andalucía, en fin, es maravilloso lo que hace la música y más en estos momentos tan especiales.

–La pandemia, que nos ha hecho conocernos a nosotros dos, sirve para crear o sin vivencias externas es más difícil crear y más fácil recrear

En mi caso, mis musas suelen aparecer más en situaciones complicadas y adversas y también cuando las emociones están a flor de piel, tanto en la tristeza como en la alegría. También es cierto que a mí me condiciona mucho la Virgen del Rocío y me ayuda mucho tenerla delante. Una gran mayoría de mis temas, los he escrito con una foto de ella delante y preguntándole cosas.

–Se nos fue el Mani. De un pueblo tan rociero como Gínes, tan partidario del fandango y de Huelva, tan rociero, estabas trabajando con él, cuéntanos de la persona y del personaje.

–Muy buena persona y un gran artista. Lo conocí en mi casa del Rocío, venía con un gran amigo y quería conocerme para pedirme algunos temas. Ese año había muerto Paco Toronjo y le compuse 2 temas para su disco “Afortunadamente”. El tema 1, que habría el trabajo “En su recuerdo” era dedicado a Paco y el tema 4, “Yo te digo rociero”. Luego colaboré con él en otros discos.

Es curioso, el destino de la vida me trajo a vivir a Gines desde el 2007, donde sigo viviendo.

Para mí ha sido doloroso, porque su último trabajo podría haberse culminado en mi estudio. Me pidió que le hiciera unos arreglos, porque quería grabar un tema a Andalucía y hacer nuevos trabajos y cuando le tenía el tema de Andalucía arreglado para que metiera la voz, se puso malito y ya no puedo grabarla.

En el 2.019 grabamos en mi Home Estudio, un tema que se ha quedado como himno de la Feria Agrícola y ganadera de Gines, “LA PARA”.

Tengo buenos recuerdos de reuniones con amigos, en mi casa, es una pena.

–Después de tantos años dedicado a este mundo ¿por qué, para qué y para quien se mete uno en el estudio?

–Realmente ligado a la música llevo más de 40 años, pero siempre con el mismo objetivo. Compartir mi música, llegar a los corazones de la gente y ayudar a fomentar la fe rociera. Si logro alegrarle la vida a alguien, ya ha merecido la pena echarle horas al estudio.

Nunca se puede perder la esperanza y hay que tratar de tener higiene mental siempre. Como dice el refrán: siempre que ha llovido ha escampado. Esperemos que la vacunación llegue a la población en su mayoría y podamos recuperar la actividad normal. Con ello, los rocieros volverán a disfrutar de su romería y de sus caminos. A los amantes de las sevillanas les digo que consuman sevillanas y ayuden a fomentar este género. A los almonteños que tienen la suerte de tenerla muy cerca y su protección se nota, al menos yo que tuve la suerte de vivir 11 años en Almonte se lo que significa para la población, poder ir a verla en cualquier momento. Para los onubenses que estemos orgullosos de nuestra tierra, que está bendecida, que tiene recursos sobrados para que los disfrutemos y más pronto que tarde lo haremos con más ganas. Para los andaluces, que pronto podrán vivir con intensidad de todas sus fiestas, ferias, romerías y que estoy convencido que Andalucía, con una buena gestión, que algún día espero llegue, se debe convertir en la California de Europa, porque tiene todo lo necesario para que así lo sea. Mientras tanto, vivir en Andalucía es todo un privilegio.

–¿Qué tiene Ella que tanto engancha?

–Javier, ELLA para la mayoría de rocieros buenos, lo mismo que para mí… “Ella consuela las penas, ella está en las alegrías, ella está delante tuya, ella está delante mía, ella es la que me ayuda, ella es quien me da vida,

Ella te monta a caballo, Ella te hace cantar, Ella te tiene a su lao, Ella te lleva a la gente, Ella te alumbra el camino, Ella te quiere y te ama y te acerca al peregrino y a través del rociero, ella te da la tapita y hasta la copa de vino. Ella está en todos los carros y Ella está en el simpecao, Ella está entre los pinares, entre los lirios silvestres, entre romero y jarales, en la amapola del campo. Ella está en tu corazón, si tú la quieres sentir y tú la quieres seguir, como la madre que siempre, te ayudará hasta el morir y lo que siempre dirá, que seas humilde romero, con la bondad por bandera y ayuda al que la vida, descarriada la lleva, porque está ciego y no ve, que le falta nuestra estrella, la que te vela y tu sientes, si tú te entregas de veras, y tú le abre sus puertas. Vaya pregunta me has hecho y que fácil contestar, para nosotros sagrao, la tenemos muy presente, Ella siempre en nuestra boca, nuestra guía y nuestra suerte, y puedo estar hasta mañana, dándote mil argumentos con lo que me has preguntao, para todos los rocieros, Ella está siempre en “tos” “laos”.

Este es el artista, este es el hombre que se siente un afortunado de la vida. Y nosotros afortunados de haberlo conocido. Es derecho, es creativo, es cariñoso, es detallista y es especial Juanma Vaz (y no dejen de oír el disco y si lo compran, ¡Pues mejor!, ya verán como disfrutan)

 

 

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies