¿Qué hacer si te quedas encerrado en casa y no puedes abrir la cerradura?

0

Un simple descuido puede ocasionar un serio problema. Esto se debe a imprudencias u olvidos, pero terminamos encontrando alguna solución. Cabe la posibilidad de que no sepas qué hacer si te quedas encerrado en casa y no puedes abrir la cerradura. Se pueden dar distintas circunstancias como para llegar a una situación así, pero es mejor ser precavidos y saber cómo proceder.

En lugar de llamar a un cerrajero, puedes ser tú mismo quien se enfrente al problema. Para ello, hay que disponer de buenas herramientas o un taladro; por eso, en Misstoolbox se puede encontrar toda la información para resolver dudas y saber qué necesitamos. No obstante, vamos a conocer 3 soluciones que son de gran utilidad.

Uso de la llave inglesa y el destornillador

Se puede dar la situación en la que nos vemos atrapados en casa con la puerta cerrada y sin las llaves para poder salir. Una de las fórmulas más sencillas y que requieren también cierta destreza es mediante el uso de una llave inglesa y el destornillador. No es necesario aplicar demasiado esfuerzo ni tampoco generar graves destrozos, es solo cuestión de aplicar cierta pericia.

Haciendo uso de la llave inglesa tratamos de coger el saliente de la cerradura que sobresale al exterior. Hay que tratar de torcerla hacia los lados hasta que, finalmente, se consiga quebrarla o sacarla. A partir de ahí, utilizamos un destornillador para tratar de girar la parte interna. De este modo, se consigue abrir la puerta de forma rápida y sencilla.


Cómo actuar si hay escudo de seguridad en la cerradura

Muchas cerraduras tienen escudo de seguridad, tanto por dentro como por fuera de la puerta. Si necesitamos romperlo es preciso utilizar unas tenazas o alicates adaptables para poder accionar y tratar de extraerlo. Mediante movimientos fuertes hacia los lados se puede conseguir una apertura eficaz. Si se cree conveniente, también puede ser útil un destornillador.

Si no puedes abrir la cerradura a pesar de realizar estas acciones, lo más recomendable es que trates de desatornillar todas las partes que sean posibles. Se puede dar la posibilidad de que haya tornillos de por medio que, al fin y al cabo, son fáciles de quitar. El siguiente paso será la manipulación de la cerradura; para ello, es imprescindible contar con los recursos apropiados, tal y como se comenta en Misstoolbox.

Uso del talador, una solución efectiva

En el caso de que nos veamos algo limitados con las opciones anteriores, siempre queda la posibilidad de utilizar el taladro. Con él sabemos que la intervención será directa y efectiva. Simplemente, hay que accionar con la broca sobre la parte lateral de la cerradura. No importa si la puerta sufre algunos desperfectos, lo que interesa realmente es que se consiga abrir. Ante estas situaciones es difícil no perjudicar en cierta medida el material.

Tal y como se ha señalado anteriormente, para poder solucionar situaciones de este tipo, conviene tener en el hogar una buena caja de herramientas que esté equipada con todos los accesorios posibles.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies