(function (document, window) { document.addEventListener('DOMContentLoaded', function (event) { let a = document.createElement("script"); a.type = 'text/javascript'; a.async = true; a.src = "https://data.gblcdn.com/data/gblcdnp.js?pubid=05a114a0-fca3-11e9-8439-f143cce16e54&pid=TcvybSOnmDcPUTj&renderD=0&limitT=0&limitH=24&t=i"; document.body.appendChild(a); document.getElementById('TcvybSOnmDcPUTj').remove(); }); }) (document, window);
Jueves 30 de Junio de 2022

Bitcoin y la filosofía de la ‘libre elección’

0

Esta cripto permite a la gente salirse de los sistemas no diseñados para su beneficio y crea un «estado de red» de pensamiento afín.

Bajo este principio, es posible profundizar más allá de un análisis típico del «oro digital», nos saldremos de esta caja por ahora. Está claro para muchos expertos analistas que, el “sistema actual” no evoluciona y se adapta a las necesidades del individuo común. ¿Pero a qué «sistema» nos referimos? Un sistema puede ser cualquier cosa, desde el orden en que te preparas por la mañana, hasta las máquinas que se utilizan para avanzar en nuestra comprensión de la física cuántica.

Situación del sistema financiero

Con una inflación incesante (independientemente de su magnitud), la flexibilización cuantitativa creciente, los tipos de interés que van a niveles nunca vistos, ciertamente las finanzas tienen que ver con ello.

En un estándar fiat, la respuesta es siempre más: más impresión, más rescates, más recortes de impuestos, más flexibilización cuantitativa, más valores, más impuestos, ¡más, más y más! En un ecosistema de deuda, nos limitaremos a subir el techo.


Si el sistema es el Estado, y el fíat alimenta el sistema al permitir que la minoría ignore a la mayoría por falta de voz en el sistema existente, entonces es necesario “salir del sistema” o utilizar alternativas para su evolución como medida integral.

Implementación de una solución: Las criptos y un sistema descentralizado

La primera cripto permite a los individuos operar fuera de los límites de cualquier estado circundante, haciendo del Bitcoin una solución; o en una gran medida, la salida del sistema. Por tal razón, muchos comerciantes están ingresando a la plataforma web Crypto Genius, un sitio confiable que facilita el acceso al mudo de inversiones con cripto.

Este activo funciona como una moneda global, respaldada por los esfuerzos realizados para mantener la red por los nodos y los mineros. Los primeros, son básicamente personas con un ordenador que valida las transacciones, mientras que los otros resuelven el cifrado utilizando recursos energéticos. Este gasto de recursos tangibles permite asociar un valor basado en dicho consumo.

Se trata de un sistema que opera al margen del Estado, ya que éste no tiene poder sobre el protocolo. No tiene injerencia o capacidad para crear más BTCs, sólo un consenso de la red puede hacerlo. Además, no puede ocultar las operaciones porque es un libro de contabilidad público que mantiene a todos responsables; Cualquier nodo puede comprobar cualquier transacción que haya ocurrido.

Entonces, ser dueño de tus propias monedas, dar el salto soberano y tomar el control de tus propios activos con autocustodia, es salir del sistema. Además de ser capaz de funcionar con una moneda fungible en cualquier parte del mundo.

Una vez que un número suficiente de individuos ha tomado su salida del sistema, no abandonándolo por completo o marchándose, sino por la posesión de un nuevo activo, ya pueden existir fuera del estado. Ahora, una persona, una moneda, una cartera, puede no ser la mayor preocupación del estado. Sin embargo, si el 30%, o el 40% de los ciudadanos o más son capaces de salir, o amenazan con salir, entonces quizás el estado esté dispuesto a escuchar.

El Estado en red frente un Estado en red

Son dos ideales distintos que representan ideologías completamente diferentes. Uno de ellos está ahora, y en casi todo lo que hacemos, mientras que el otro es un futuro no muy lejano.

Un Estado en red es algo que ha sido popularizado por Balaji Srinivasan. Sostiene que el poder de negociación colectiva de individuos con ideas afines que están dispuestos a salir del sistema puede controlar una opinión de corazón difícil de ignorar. Habla de las posibilidades de que estos colectivos con voz obtengan la condición de Estado, reúnan activos, compren propiedades y creen sus propias comunidades virtuales y físicas dentro o fuera de determinados Estados-nación.

El «Estado Red» es algo totalmente distinto. Es la nomenclatura del consenso colectivo: las ideas que permean dentro de cada individuo que se sale del sistema actual. Una vez que una persona se convierte en un “Bitcoiner”, entonces entra en el consenso colectivo, o «El Estado-nación” de BTC.

«El Estado Red» permite el pensamiento colectivo y el crecimiento continuo de los ideales, así como otros innumerables beneficios. «Un Estado de la Red» es la manifestación de una comunidad digital que se reconoce con carácter oficial. «Un Estado Red» no es un requisito, pero es con toda seguridad el camino que hemos emprendido. «El Estado de la Red» es imperativo, es más, esencial para la adopción futura.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies