Martes 06 de Diciembre de 2022

Un nuevo autónomo en Madrid puede acceder a múltiples ventajas fiscales

0
Comparte esta noticia en tus redes sociales

Emprender entraña una serie de riesgos, pero también es una manera de encontrar el verdadero empleo, en el que una persona puede ver desarrolladas sus destrezas, su formación y su experiencia laboral. Además, la aplicación de las nuevas tecnologías y la globalización de los mercados, ofrecen muchas ventajas a los nuevos autónomos, a las que se añade la buena fiscalidad madrileña en este aspecto.

El primer paso es decidir emprender, tener clara la idea de negocio y contar con una financiación adecuada para poder llevarla a cabo. Una vez esa etapa esté completada, el siguiente paso será montar la empresa o darse de alta como trabajador por cuenta propia, y es en ese instante, donde, por regla general, vuelven a surgir multitud de dudas. Sin embargo, existen profesionales de la asesoría fiscal y legal, que pueden hacer ese trabajo y lograr que llegue a buen término la idea inicial de negocio, empresa o taller. 

Concretamente, para dar luz verde al conjunto del proyecto inicial, el segundo paso es saber como darse de alta como autonomo y empezar a cotizar a través del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA). En este momento del proceso, ¿qué hay que hacer? Pues es relativamente sencillo y se centra en cuatro pasos fundamentales que resumimos. 


Darse de alta en el Impuesto de Actividades Económicas (IAE); posteriormente, habrá que tramitar el alta en la Agencia Tributaria con los modelos 036 y 037, según proceda. Como tercer paso, para lo cual hay 30 días, se debe acudir a la Tesorería General y cumplimentar el modelo TA051, que permitirá formar parte del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA); y por último, se deberá tramitar la licencia de actividad y apertura. 

¿Qué beneficios tiene un nuevo autónomo en Madrid?

Cada comunidad autónoma establece una serie de ventajas a aquellos que se dan de alta autonomo, entendiendo que contribuyen a la empleabilidad, a mejorar las listas de desempleados, que pueden ser potenciales empleadores y porque, desde la Administración, entienden que un tejido empresarial fuerte es un revulsivo para la economía en general. Estos son los pilares fundamentales por los que todos los niveles de la Administración, especialmente la autonómica, pone medidas, exenciones, subvenciones o da ventajas a los nuevos autónomos. 

En el caso de emprender en la capital de España y estar dado de alta autonomo Madrid, esto implica poder servirse de unas herramientas fiscales que se añaden a las ya contempladas por el Estado. Por ejemplo, un nuevo emprendedor en Madrid puede acogerse a un año de tarifa plana de la cuota de autónomo. Es un buen revulsivo, porque se estará ahorrando gran parte de esa cuota, estableciéndose en un módico límite de 60 euros durante esos primeros doce meses. 

También cuentan en Madrid con una serie de ventajas aquellos emprendedores menores de 30 años, así como los que tienen alguna discapacidad, las mujeres víctimas de violencia de género, etc. Eso contribuye para que ciertos colectivos que presenten mayor grado de vulnerabilidad, también se atrevan a emprender, y así valerse de las ventajas y satisfacciones que significa el hecho de trabajar para uno mismo. 

Todas estas razones son factores adicionales que se aplican a los nuevos autónomos con domicilio fiscal en la Comunidad de Madrid. Pero también, pueden hacer suyas diversas ventajas, gracias a la nueva legislación al respecto, y que, cumpliendo unos requisitos, también protegen el patrimonio. 

Sin embargo, lo que siempre se recomienda a un empresario recién iniciado en los negocios, y que por primera vez va a trabajar por cuenta propia, es que sea una gestoria alta autonomo la que lleve a cabo el proceso de alta, ya que lo hará con la máxima solvencia, aplicará todas las ventajas a las que se pueda acoger, y en 24 horas, será capaz de tramitar toda burocracia por completo. Madrid cuenta, además, con expertos gestores financieros y fiscales, que pueden iniciar una relación de asesoramiento que será posible mantener después de haber formalizado la empresa. 

Para finalizar, cabe decir que es un buen momento para emprender, que un nuevo empresario en Madrid tiene grandes ventajas, por lo que aprovechar la oportunidad puede hacer que muchas personas alcancen las metas que siempre se habían marcado. 

Comentarios

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies