Oficinas más automatizadas, para mejorar la comodidad y seguridad de sus empleados

0

Las nuevas tecnologías evolucionan a pasos agigantados con el objetivo de hacernos la vida más cómoda y sencilla. Estas nuevas tecnologías, muestran sus avances en todo tipo de situaciones, desde las más cotidianas del día a día, hasta llegar al entorno laboral.

La inmótica es un nuevo concepto que viene a ser un nuevo sistema con el que cuentan las nuevas edificaciones empresariales. Un nuevo concepto que se solicita cada vez con más frecuencia en las oficinas más tradicionales que pretenden beneficiarse de las ventajas más modernas que presenta la tecnología.

La inmótica se trata de la automatización de diferentes complejos industriales, tales como centros comerciales, hospitales, hoteles… en donde se pueden a llegar a controlar diferentes aspectos del mismo, todos desde un mismo punto de acceso.

Beneficios de los edificios con inmótica

Los beneficios de la inmótica aplicada a este tipo de centros, son bastante amplios y tienen varias funciones. En primer lugar, lo que se busca es la comodidad del trabajador y ofrecerle un entorno laboral mucho más eficiente y ameno. Sin embargo, los beneficios no se quedan sólo en mejorar la situación del trabajador, sino que también están bastante concienciados con el medio ambiente y por ejemplo tratan de promulgar el consumo energético eficiente.

Todo esto es probable gracias a la sinergia que se produce al usar un montón de elementos de sencillo uso y controlados desde un mismo punto de acceso, ya sea desde pantallas táctiles controladas en un centro de administración o en una oficina.

Cada vez que el trabajador llega a su puesto de trabajo, puede empezar a notar todos los beneficios derivados de la inmótica. En este sentido, en cuanto entre al despacho, se ajustará la luminosidad de la misma a su gusto, así como la temperatura, o le permitirá llegar a su puesto a través de diferentes tarjeta de seguridad, lo que aumenta la protección y la privacidad del mismo.

Toda esta automatización es importante como hemos dicho antes de cara al ahorro energético, puesto que por ejemplo se ajustan las persianas teniendo en cuenta la luz solar que se puede recibir, para poder ahorrar energía, retrasando el uso de la iluminación artificial.

Sistemas básicos de la inmótica en la mayoría de los edificios

De todos estos aspectos que controlan estos edificios, hay algunos que son básicos y prácticamente necesarios en cada uno de ellos.

El control energético es uno de los más importantes de cara al ahorro energético. En este sentido se puede controlar directamente la temperatura de las habitaciones mediante el uso de aire acondicionado o de la calefacción, haciendo que los ocupantes de las habitaciones se encuentren cómodos. Este control energético en las industrias sirve para controlar las operaciones realizadas con las máquinas, de manera que se pueda hacer de forma remota y también más eficaz.

Otro de los aspectos importantes que hay, es el control de seguridad. Estos controles de seguridad que tanto hemos visto en muchas películas, se realizan por medio de cámaras de vigilancia, tarjetas de acceso y claves de seguridad. De esta manera y en base a estos elementos, se puede restringir el acceso a la empresa con diferentes niveles de seguridad y también por supuesto se permite monitorear diferentes salas en donde podemos ver la actividad de los trabajadores o lo que se encuentran haciendo en cualquier momento o el tiempo que llevan dentro de la empresa. Esto es bastante importante de cara a controlar la productividad de cada empleado o para ver de qué manera gestiona el tiempo del que dispone.

El control de emergencias del edificio, también se puede monitorear y que nos avise en todo momento si todos los indicadores de seguridad están funcionando de manera correcta o saber si se encuentra activado algún sistema de extinción. Este sistema de emergencias utilizado de manera remota, sirve para organizar las decisiones en caso de un incendio por ejemplo de una manera más efectiva, en donde podemos cortar por ejemplo el acceso mediante el bloqueo de diferentes puertas, ya no sólo para que nadie entre en la habitación afectada sin supervisión, sino para evitar que el fuego se propague.

Como vemos, la tecnología cubre todo tipo de necesidades, desde más confortables hasta las medidas de seguridad más importantes de la empresa. Dentro de las confortables, nos seguimos encontrando posibilidades como por ejemplo la automatización de las salas de juntas. De esta manera, nos encontramos con un sistema de sonido mejorado, o con pantallas táctiles o proyectores que facilita la transmisión de la información de una manera mucho más efectiva entre los participantes de la sala.

Todas estas ventajas de las que hemos hablado, es importante señalar que también podemos llevar su control a partir de nuestro teléfono móvil. Los teléfonos móviles de hoy en día, los smartphones en su mayoría, cada vez son lo más parecido a unos ordenadores de bolsillo. De esta manera mediante el uso de diferentes aplicaciones, podemos tener un total control de la sala en la que nos encontramos, pudiendo mejorar las condiciones de luminosidad, cambiar la temperatura, subir o bajar las persianas… en definitiva, una serie de elementos iguales a los términos de domótica dentro de un hogar pero con la incidencia dentro de los lugares de trabajos.

Es como si lleváramos en todo momento un centro de mando en nuestro bolsillo, que podemos personalizar completamente a nuestro gusto de una manera más rápida y directa, sin tener que pasar por ningún terminal ni ningún ordenador central.

Por último, también es habitual encontrarnos en este tipo de edificios, con paneles solares. Estos paneles solares, sirven para contribuir al ahorro energético, consiguiendo un alto beneficio ambiental y también para abastecer de energía a estos nuevos edificios, algo que será bastante necesario teniendo en cuenta que todo lo que hemos estado hablando a lo largo de este artículo, funciona con electricidad, por lo que el consumo es bastante elevado y todo lo que ayude al ahorro dentro de la empresa, es bien recibido.

Compartir.

Leave A Reply