18 junio 2024
Registrarse / Unirse

El operativo del aguilucho cenizo incorpora tres drones gracias a una donación

El delegado territorial de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, Pedro Yórquez, ha presidido el acto de donación de tres equipos completos de drones por parte de e-distribución, filial de Redes de Endesa, al dispositivo de Seguimiento y Conservación del Aguilucho Cenizo (Cyrcus pygargus) en la provincia de Huelva.

El responsable de la red de distribución de Endesa en la provincia de Huelva, Antonio Sánchez, ha entregado el material tecnológico a los responsables del operativo, formado por técnicos de la Junta de Andalucía, agentes de Medio Ambiente y personal de la Agencia de Medio Ambiente y Agua (Amaya). También han estado presentes en la entrega desarrollada en la propia delegación territorial técnicos de e-distribución de Endesa en Huelva.

“Este acto pone de manifiesto lo positivo de la colaboración público-privada, en esta ocasión entre la administración autonómica, a través de la delegación territorial, y Endesa, entidad que ha obtenido uno de los Premios Andalucía de medio Ambiente (PAMA) 2023”, ha declarado Yórquez, quien ha insistido en que el “reconocimiento es fruto de su labor en pro de la conservación del medio natural y el desarrollo de programas en materia medioambiental en cooperación con la Junta de Andalucía, especialmente en defensa y protección de especies vulnerables, como el caso del aguilucho cenizo”.

Equipos completos

Los equipos donados están compuestos por drones DJI Mini 2, con imágenes 4K y autonomía de más de media hora, y móviles para la conexión, además de cubiertas de protección para cada uno de los aparatos.

Las nuevas tecnologías mediante el uso de drones y ‘smartphones’ que utiliza la unidad de Andalucía para la conservación del aguilucho cenizo generan un modelo de trabajo pionero en España. Su utilización permite evitar molestias a los ejemplares y a los cosechadores. Componentes de esta unidad de la delegación territorial de Huelva han instruido recientemente a agentes forestales de Aragón, Navarra, País Vasco, Castilla y León y Cantabria en pilotaje de drones y procesado de imagen.

Pedro Yórquez ha destacado, por otra parte, “la implicación de los componentes del operativo la campaña de conservación del aguilucho cenizo más allá de sus obligaciones laborales”. “Sin esta dedicación sería imposible poner en marcha un dispositivo que se ha consolidado como referencia en toda España. Para ello también está siendo muy importante la colaboración de los agricultores”, ha añadido.

El aguilucho cenizo es un ave rapaz de tamaño medio catalogada como vulnerable. La especie se asienta en el Valle del Guadalquivir para utilizar los cultivos de cereales como principal hábitat de cría. En la etapa anterior al vuelo, la mecanización agrícola supone una amenaza para los pollos. Los espacios preferidos por el aguilucho cenizo para su cría en la provincia de Huelva son los cultivos de trigo de secano, especialmente en fincas de pequeñas dimensiones de la campiña. Por otra parte, en Huelva específicamente existen colonias de aguilucho cenizo en marismas.

La primera fase de la campaña se centra en la localización de las colonias durante el mes de mayo, con el uso asiduo de las nuevas tecnologías. El dispositivo también se encarga durante este mes de contactar con los propietarios, los responsables de las cooperativas y los cosechadores para conocer cuándo iniciarán exactamente la campaña de cosecha del trigo.

Retraso de las cosechas

Las actuaciones propiamente dichas sobre los nidos se realizan en junio y la medida principal es la demora de cosechas. Otras medidas son el vallado del nido para evitar la depredación, el establecimiento de rodales o el traslado a linde o a los Centros de Recuperación de Especies Amenazadas (CREAs). La agricultura también se beneficia del Programa, puesto que el aguilucho cenizo permite el control de plagas para el cereal al alimentarse de cigarras y pequeños roedores, además de mantener fuera de los campos de cereal las bandadas de gorriones que se alimentan del trigo. Actúa de espantapájaros y ‘espantarroedores’ activo.

El Programa de Seguimiento y Conservación del Aguilucho Cenizo se plasma en la provincia de Huelva en los municipios de Paterna del Campo, Escacena del Campo, Villalba del Alcor, Almonte, Hinojos, San Juan del Puerto, Trigueros, Huelva, Aljaraque, Cartaya, Lepe y Ayamonte. También alcanza a las poblaciones de los parajes naturales Marismas del Odiel, Marismas del Isla Cristina, Marismas del Río Piedras y la Flecha del Rompido y el Espacio Natural de Doñana.

El dispositivo, además, lleva a cabo durante la campaña labores de educación ambiental en los colegios de los municipios con presencia de aguilucho cenizo, entre las que se incluye una exposición itinerante sobre la especie en los mismos centros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PUBLICIDAD
Junta de Andalucía impuestos
Giahsa
Sindicato Csif
Faisem

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies
Ir al contenido