Lunes 03 de Octubre de 2022

La importancia del proyecto CEUS para la provincia de Huelva

0
Comparte esta noticia en tus redes sociales

El consejero de Universidad, Investigación e Innovación, José Carlos Gómez Villamandos, y el consejero de Política Industrial y Energía, Jorge Paradela, han asegurado que el proyecto CEUS que se desarrollará en la provincia de Huelva «permitirá consolidar la posición de Andalucía en el sector aeroespacial como tercer polo de Europa, después de Toulouse y Hamburgo».

Durante su visita a las instalaciones del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA), en Moguer, que albergarán este innovador centro de experimentación y certificación de aeronaves no tripuladas, Gómez Villamandos ha resaltado que la Junta continúa avanzando en la tramitación de las actuaciones que son de su competencia. En concreto, en el soterramiento de la línea de alta tensión y en la cesión de los terrenos del Centro de Experimentación de El Arenosillo (Cedea), según ha indicado la Junta en una nota de prensa.

Gómez Villamandos ha subrayado que CEUS es «un proyecto estratégico de alcance internacional que hará que Andalucía albergue una infraestructura científico-técnica única en Europa por sus características». Asimismo, ha explicado que el futuro complejo permitirá el ensayo y validación de distintos sistemas autónomos y «podrá ser utilizado por universidades, centros de investigación y empresas, de diferentes ámbitos, que así lo requieran».


El consejero de Universidad ha remarcado el compromiso de la Junta con la ejecución de dicha actuación que, según ha indicado, «será una realidad en 2023 gracias al empuje dado en la legislatura pasada».

Además, ha aclarado que el objetivo es que este centro tenga una conexión «muy estrecha» con el programa europeo de cooperación Euromale para construir un gran dron militar, así como con los desarrollos de satélites HAPS. «Con esta instalación, Andalucía tiene la oportunidad de ser exponente internacional en vehículos aéreos no tripulados, conocidos como drones», ha apostillado.

Por su parte, el consejero de Política Industrial y Energía, Jorge Paradela, ha destacado que la industria de los vehículos no tripulados «constituye uno de los segmentos con mayor proyección de futuro», debido a sus diversas aplicaciones en los ámbitos de la movilidad, agricultura, vigilancia, inspección de infraestructuras, transporte o control de incendios, entre otros.

«Su crecimiento es exponencial, impulsado por los constantes avances tecnológicos aplicados para mejorar sus prestaciones y extender su uso a gran parte de los sectores productivos», ha añadido.

Importancia del sector para Andalucía

En este contexto, han destacado que Andalucía se sitúa como una de las comunidades «más pujantes» en este sector, ya que cuenta con 550 operadores en el mercado de drones, según recoge el Plan Estratégico para el desarrollo del sector civil de los drones en España 2018-2021.

Así, Jorge Paradela considera que la comunidad andaluza parte de un posicionamiento «destacado» en este ámbito, ya que «se consolida como la segunda región con mayor relevancia, tanto en operadores como en pilotos». «Es una actividad en la que Andalucía parte con ventaja por el peso alcanzado en la industria aeronáutica y por albergar infraestructuras singulares y estratégicas como es el proyecto CEUS y el centro Atlas de Villacarrillo, en Jaén», ha apuntado.

Asimismo, el consejero de Política Industrial y Energía ha recordado que el desarrollo de nuevos negocios como el de aeronaves sin tripulación (RPAS) constituye uno de los ejes «prioritarios» de la Estrategia Aeroespacial de Andalucía 2021-2027, en el marco de la diversificación de actividades para la industria andaluza. De hecho, ha remarcado que el sector aeroespacial aporta el 19,75% al Valor Añadido Bruto (VAB) de la industria manufacturera andaluza.

TRAMITACIÓN DEL SOTERRAMIENTO Y TERRENOS
Por otra parte, la Junta ha señalado que la Consejería de Universidad, Investigación e Innovación continúa «avanzando» en la tramitación del soterramiento de la línea de alta tensión, denominada Rocío-Torrearenillas, que cruza la zona de afección del centro y cuya ejecución es indispensable para el funcionamiento de dicha infraestructura. Al respecto, Gómez Villamandos ha avanzado que el objetivo «es poder acelerar todo lo posible los plazos».

La obra, que cuenta con una inversión inicial de tres millones de euros procedentes de fondos propios, la llevará a cabo la empresa pública Tragsa mediante encargo de la Consejería. Para ello, el Ejecutivo regional también deberá contratar un estudio técnico-económico de viabilidad a Red Eléctrica de España.

De forma paralela, la Consejería comenzará este mes de septiembre a tramitar la cesión al Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial de los terrenos en los que se ubica el CEDEA, que dispone de los sistemas de trayectografía necesarios para dotar de la operativa necesaria al CEUS.

Esta instalación es propiedad de este organismo público nacional y desde el año 1969 ocupa dichos suelos, que suman 69,92 hectáreas en el término municipal de Moguer y se encuentran a diez kilómetros del enclave en el que se pretende construir la futura infraestructura de experimentación y certificación de aeronaves no tripuladas. La cesión se articulará mediante la fórmula de mutación demanial externa gratuita, de acuerdo con la Ley 4/1986 de Patrimonio de la Comunidad Autónoma de Andalucía.

CONVENIO DE JULIO DE 2022

Estas actuaciones que son competencia de la Consejería de Universidad quedan recogidas en el convenio firmado el pasado mes de junio entre la Junta y el INTA, documento que también instaba a ambas instituciones a diseñar el modelo de gestión que se aplicará al futuro centro. Previamente, en septiembre de 2020, se firmó un protocolo de colaboración con el fin de impulsar y agilizar los trámites y permisos necesarios para el proyecto.

Según dicho acuerdo de junio, el INTA, dependiente del Ministerio de Defensa, financiará con un presupuesto de 28 millones de euros la realización del CEUS, con cargo a la subvención del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), quien cofinanciará su actuación con Fondos Feder del programa operativo 2014-2020. De igual modo, promoverá en esta instalación científica y experimental proyectos de I+D y de innovación en el ámbito de sus actividades.

Este equipamiento, proyectado en la finca de 75 hectáreas propiedad del INTA, se compone de una serie de instalaciones, entre las que destacan un vial de ensayos asfaltado de 2.000 metros de longitud y otro de rodaje perpendicular al vial principal, que servirá de conexión con una plataforma de estacionamiento. Dicha plataforma contará con unas dimensiones de 11.500 metros cuadrados y servirá para albergar vehículos aéreos no tripulados (UAV) de distintos tamaños y modelos.

A esto se suman dos hangares para UAV y un edificio dedicado a dar soporte a las instalaciones, que contendrá un espacio de desarrollo software, una sala de control y seguimiento de misiones y salas de reuniones. Se incluyen un centro de transformación y dos depósitos de combustible de aviación.

Comentarios

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies